El Economista - 70 años
Versión digital

vie 24 May

BUE 8°C

Al menos un tercio de las provincias pagarán bonos

05 diciembre de 2016

Con el anuncio del gobierno de San Luis de que pagará un bono de fin de año a sus empleados públicos, ya son ocho las provincias que definieron el pago de un plus salarial para los trabajadores del sector público.

Además de la provincia gobernada por Alberto Rodríguez Saá, que dará un bono de $ 7.500 M en tres cuotas entre diciembre y febrero, según anunció el gobernador el viernes en una cena partidaria, también lo harán Santiago del Estero, Córdoba, Santa Fe, San Juan, La Pampa, Misiones y Salta, aunque con distintos montos, que van desde los $ 1.400, en el caso de Córdoba, a los $ 7.500 que dará San Luis.

Si bien se trata de un tercio de las 24 jurisdicciones, entre las ocho que ya concretaron el anuncio, emplean a cerca de 500.000 trabajadores públicos provinciales, apenas 22% de los 2.120.179 que hay a nivel país, según el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf).

No obstante, no son las únicas que podrían pagar un plus salarial de fin de año. Otros gobiernos provinciales no descartan el pago del bono y continúan en negociaciones con los gremios.

En La Rioja, el gobernador Sergio Casas pidió a los sindicatos continuar las conversaciones con “prudencia” para alcanzar un acuerdo; en Jujuy, se espera que esta semana Gerardo Morales anuncie el monto del bono que dará; mientras que en Formosa también se confirmó el pago de un plus de fin de año, pero el monto sigue en discusión con los representantes gremiales.

En tanto, en Tucumán también está en evaluación, aunque el monto todavía no fue definido y en Mendoza, el gobernador Alfredo Cornejo adelantó que se podría entregar “un pequeño aporte de fin de año”, aunque no confirmó el anuncio todavía

Por su parte, el jefe de gobierno de la CABA, Horacio Rodríguez Larreta, reconoció que está analizando con los gremios el posible pago de un bono, pero no dio precisiones.

Si todos esos distritos se sumaran a los ocho con definiciones, casi la mitad (46%) de los trabajadores del sector público provincial en todo el país recibirá un bono de fin de año.

Como contrapartida, la provincia de Buenos Aires, Catamarca, Entre Ríos, Chaco, Río Negro, Chubut, Tierra del Fuego y Santa Cruz ya anunciaron no podrán afrontar el pago de ningún plus.

En la provincia de Buenos Aires, que emplea a un tercio de los trabajadores públicos subnacionales, a gobernadora María Eugenia Vidal, anunció que a cambio del bono, reabrirá la paritaria para los trabajadores de la administración pública provincial, a los que propondrá un incremento salarial adicional para compensar la inflación. Un acuerdo en ese sentido podría terminar de sellarse hoy durante una reunión que mantendrán el ministro de Economía bonaerense, Hernán Lacunza, y los gremios estatales.

Las negociaciones con los gremios estatales de las provincias y los anuncios en cada distrito comenzaron hace dos semanas, luego de que el Gobierno Nacional acordara que los 130.000 empleados públicos del Estado Nacional cobrarán un bono de fin de año de entre $ 2.000 y $ 3.500, una cifra menor en la mayoría de los casos, a la que pagarán muchas provincias.

Según el Iaraf, el costo fiscal que deberían afrontar los gobernadores si todas las provincias pagaran un plus salarial de fin de año sería de $ 6.361 M, de los cuales $ 1.939 M corresponderían únicamente a Buenos Aires, que emplea a 646.214 empleados.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés