El girasol recupera protagonismo

Analistas de la BCR aseguran que el cultivo ha demostrado una excelente performance frente a condiciones climáticas adversas

13-11-2018
Compartir

Mientras se apunta a un récord de producción mundial en la nueva campaña 2018/19, a nivel local, las analistas Desiré Sigaudo y Emilce Terré aseguraron que el girasol comienza a recobrar protagonismo debido a su demostrada estabilidad frente a condiciones climáticas adversas y atractivos márgenes en los plantíos agrícolas.

El cultivo de girasol de gran relevancia en la dieta mundial especialmente a partir del aceite que de él se extrae, continuaría sumando superficie en la campaña 2018/19. En este sentido, según el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (Usda), las siembras alcanzarían un récord de 26,2 millones de hectáreas dando lugar al mayor volumen de producción de la historia con 49,7 millones de toneladas (5% más que el ciclo anterior). Sumado a ello, el consumo mundial, también rompería la marca anterior al absorber 49,3 mill/tn, 3% por encima de lo demandado la campaña previa.

Resiliencia

Las analistas Sigaudo y Terré de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), resaltaron que luego de que el área sembrada hubiese aumentado a su mayor valor en ocho años en la campaña 2016/17, en el actual ciclo 2017/18 perdió algo más de 160.000 hectáreas, y logró sembrar 1,7 mill/ha. Sin embargo, destacaron que “a pesar de la mencionada caída en el área sembrada el cultivo mostró una gran capacidad de resiliencia frente a la peor sequía de los últimos cincuenta años, logrando un rendimiento promedio en línea con las mejores marcas del pasado, en 21,1 quintales por hectáreas, y ello permitió que la producción se mantenga invariable en 3,5 millones de toneladas”.

En tanto, para la campaña 2018/19, las perspectivas actuales apuntan a una suba moderada para cubrir un total de 1,75 millones de hectáreas. Con ello, y asumiendo rindes tendenciales, para las analistas, la producción podría subir de los actuales 3,5 a 3,8 millones de toneladas en el nuevo ciclo. No obstante, se estima que el incremento de la oferta superará el aumento de la demanda, ya que el procesamiento se mantiene relativamente estable facilitando así una recuperación del stock final.

Precios y oferta

En línea con la previsión de una oferta más holgada y en un contexto de precios debilitados a nivel mundial, Sigaudo y Terré indicaron que “las compras por adelantado de girasol 2018/19 se mantienen por detrás de lo que se llevaba comercializado a esta altura de los dos últimos años”. Según describieron, entre la industria y la exportación llevan asegurados unas 186.000 toneladas, 36% por debajo del año anterior y 26% por debajo de lo adquirido de girasol nuevo a octubre de 2016. En relación a los precios, si bien el complejo girasol venía mostrando un extraordinario pulso alcista hasta comienzos de septiembre, desde entonces y de la mano de la volatilidad cambiaria la tendencia se ha revertido.

En resumen, enfatizaron: “Cuando apenas empieza a vislumbrarse la nueva campaña 2018/19 de girasol, si bien el escenario de precios a la fecha no apunta necesariamente a subas extraordinarias, sí queda claro que el cultivo continúa recuperando protagonismo en los planteos agrícolas de nuestro país, de la mano de la excelente performance que ha demostrado frente a escenarios climáticos adversos y márgenes de producción que aún se mantienen atractivos”.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés