El Economista - 70 años
Versión digital

lun 18 Oct

BUE 19°C

Versión digital

lun 18 Oct

BUE 19°C

Positivo: el crédito a privados ya superó el 15% del PIB

Sin embargo, hay dudas con respecto a qué pasará en 2018 dado que los bancos han perdido liquidez

05-01-2018
Compartir

En 2017, el crédito hacia el sector privado fue una de las claves de la reactivación económica, y así los muestran inequívocamente las cifras. En pesos, el crédito se expandió 45,3% o 16% medido en términos reales. Y si se agrega el crédito en dólares, el crecimiento de 2017 se eleva al 50% (20% real).

En relación con el PIB, avanzó 2,3 puntos, ubicándose 15,3% del PIB, “nivel máximo de los últimos 16 años”, destacan desde LCG. Aun así, aclaran, “en comparación con otros países, incluso los de la región, el nivel de intermediación financiera es todavía es muy bajo”.

En el segmento en pesos, los más dinámicos fueron aquellos con garantía real. Si bien la base de comparación es baja, tuvieron un crecimiento del 86% en 2017: los hipotecarios volaron 102% por la ampliación e incorporación de líneas más inclusivas, y los prendarios, 67%, “ligados fundamentalmente a la fuerte suba de patentamientos de autos”, dice LCG.

Por otro lado, el crédito hacia el consumo también tuvo un buen año (+41,2%), explicado por los préstamos personales (+59,4%) mientras que el financiamiento con tarjeta de crédito (+23%), apenas logró equiparar la suba de precios.

Hacia las empresas

El financiamiento en pesos cerró diciembre con una suba de 38%, pero explicado por la muy baja base de comparación (+1% en diciembre de 2016). Si se agrega el crédito en dólares (+82%), la suba se eleva al 50% (o 21% real): los adelantos avanzaron 23% y los descuentos de documentos (por el boom de la obra pública), +62%.

Los depósitos

Por el otro lado, los depósitos en pesos avanzaron 25,5%: a la vista, +30,2% pero a plazo, apenas +18,6%. “La dinámica de estos últimos estuvo influenciada negativamente por el diferencial de rendimientos respecto a otros activos (por caso, las Lebac)”, dice LCG. El spread promedio entre la Badlar y la Lebac corta fue de 500 puntos básicos a los largo de 2017.

En cambio, los depósitos en dólares sumaron US$ 4.200 millones adicionales (+18%), en línea con las mayores compras de billetes para atesoramiento del Sector Privado (en los primeros 11 meses de 2017 sumaron US$15.300 millones, +48%). Asimismo, las tenencias en dólares del sector público se incrementaron en US$ 1.900 millones, sumando un stock de US$ 4.000 millones.

¿Y cómo sigue? “La dinámica de préstamos creciendo muy por encima de los depósitos derivó en un descenso de la liquidez de los bancos, que cayó 4 puntos en la comparación interanual. Sostener la expansión del crédito privado, que nuevamente será una de las claves del crecimiento de la economía en 2018 demandará necesariamente un mayor esfuerzo de los bancos para captar los ahorros del sector privado. Será determinante la política del BCRA para convalidar o no la suba de tasas resultante”, concluye LCG.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés