El Economista - 70 años
Versión digital

mie 28 Sep

BUE 14°C
Versión digital

mie 28 Sep

BUE 14°C
Día de la Industria

Apoyamos a la industria, y la industria respondió creciendo

Como se hizo en la pandemia, hoy nuestra misión es coordinar las políticas públicas con las decisiones empresarias para sostener la actividad, el empleo y los ingresos mientras se ordenan las variables macroeconómicas.

De Mendiguren, días atrás, con Abel Furlán (UOM) en Toyota
De Mendiguren, días atrás, con Abel Furlán (UOM) en Toyota
Compartir

Este Gobierno hizo desde el inicio de la gestión una apuesta al desarrollo industrial del país, en alianza con la producción y el trabajo. En el medio atravesamos situaciones inéditas para todo el mundo, como la pandemia y ahora la guerra en Europa. Con todo, aquella convicción inicial se sostuvo en un rumbo claro y dio sus frutos: hoy tenemos un Día de la Industria con mucho que celebrar.

Eso no quiere decir que no tengamos dificultades. El Gobierno las entiende y las atiende, y por eso el ministro de Economía, Sergio Massa, está llevando adelante un programa de ordenamiento macroeconómico y fiscal que estabilice a la economía para poder seguir creciendo. Lo novedoso es que ese ordenamiento se está llevando a cabo con dos premisas: sostener el nivel de actividad y el poder adquisitivo de los ingresos de la población.

A la hora de hacer el balance del Día de la Industria, los números son elocuentes.

En el sexto mes del año la actividad industrial tuvo un crecimiento de 6,9% interanual y 19,7% respecto del mismo mes de 2019, y anotó la mayor producción para un mes de junio desde al menos 2016. De los 16 sectores industriales, 14 crecieron en junio respecto del mismo mes de 2021 y 15 lo hicieron respecto a igual mes de 2019.

La utilización de la capacidad instalada está casi al 70%, nivel superior al del mismo mes de 2021, que fue de 64,9%. Es el nivel más alto de los últimos cinco años.

El sector lleva 26 meses consecutivos de creación de empleo, supera en 86.000 los puestos de diciembre de 2019, y está casi 15% por encima del nivel que tenía cuando asumió este gobierno. El sector manufacturero alcanzó así un total de 1,22 millones de trabajadores formales, lo que representa el mayor nivel en cuatro años. Solo en junio, creó más de 7.200 puestos de trabajo registrados.

Estos resultados no ocurren de manera espontánea, sino que son la consecuencia de políticas activas para el sector y un importante compromiso de nuestros empresarios y empresarias industriales de seguir invirtiendo y creciendo. Ha habido estímulos y decisiones políticas concretas por parte del Gobierno Nacional y el sector industrial ha tenido una respuesta contundente, que se ve en las cifras. 

Como se hizo en la pandemia, durante la cual asistimos al mayor rescate del sector público al sector privado del que tengamos memoria, hoy nuestra misión es coordinar las políticas públicas con las decisiones empresarias para sostener la actividad, el empleo y los ingresos mientras se ordenan las variables macroeconómicas.

Llevamos adelante esta tarea sin descuidar la agenda estructural de cambio de matriz productiva, que es la que nos va a llevar definitivamente al desarrollo. En este inicio del mundo pospandemia, en el que vivimos una doble revolución tecnológica y ambiental, nuestro país puede encontrar una nueva oportunidad para integrarse a partir de transformar y agregar valor a sus recursos naturales, a partir del conocimiento y la capacidad de nuestra gente y nuestro acervo industrial, científico y tecnológico que tiene todas las capacidades para subirse al tren de la industria 4.0.

En ese norte tenemos que trabajar todos los días, Estado, empresas y trabajadores. Estamos a un paso de dar un salto definitivo que nos desarrolle para toda la vida. Solo nos falta estar convencidos y acordar que vale la pena. Feliz Día de la Industria.

 

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés