Falcone: “Lo que puede detonar la bomba es que fracase el plan de reestructuración”

13 de enero, 2020

Diego Falcone

El economista Diego Falcone (Chief Strategist de Cohen) analizó las decisiones económicas del Gobierno hasta el momento. “Sorprendió en principio con un paquete de ajuste fiscal”, dijo en declaraciones a FM Milenium.

 

“Me gustaría dividir los problemas estructurales que tiene Argentina, que ha perdido el tren del desarrollo hace mucho tiempo, zigzagueando entre políticas pro-mercado y políticas de retroceso de vivir ‘con lo nuestro’. En lo inmediato, si se tiene deuda pública o se está pensando en la estabilidad de precios, el Gobierno dio una buena señal, aumentó la carga impositiva para reducir el déficit y financiar algo de gasto social por la situación de pobreza estructural que arrastra el país.  Después de ese primer anuncio positivo, empezaron las idas y vueltas, por no ser un frente homogéneo”, explicó el especialista.

 

“Todos los gobiernos tienen internas, acá son muy marcadas. Hay algo de ortodoxia (que está en la suba de impuestos), algo de gasto muy chico y pisar tarifas. Además de una emisión de pesos muy por encima del promedio y mayor a lo que la economía está en condiciones de soportar”, profundizó Falcone.

 

Añadió que si bien “es verdad que la economía necesita pesos, se ha hecho de una manera tan brutal, tan grande, y se ha bajado tanto la tasa (un plazo fijo hoy te da apenas 30%) que pone una luz de alarma, sobre todo cuando a partir de mediados de enero se tiene una menor demanda de dinero. Fue el problema que tuvo siempre Cambiemos, no retiraba pesos y le subía la inflación en marzo”.

 

Además, el economista mencionó como un asunto problemático el “trascendido de que el Gobierno no estaría acompañando a la Provincia de Buenos Aires en el pago de un vencimiento grande de deuda que tiene el 26 de enero”. “El kirchnerismo me ha demostrado que no hay que guiarse por los rumores, porque se puede perder mucha plata. Hoy el bono de la provincia de Buenos Aires en cuestión está cayendo 12,5% en su cotización, reflejo de la situación. Es difícil que le suelten la mano a la provincia dominada por su propio partido y con un vencimiento que va a complicar el plan de reestructuración que supuestamente tiene que estar aprobado antes del 31 de marzo para que la economía funcione”, analizó.

 

“Hacen una de cal y una de arena, permanentemente. En este zigzaguear hablan de paritarias controladas pero no pueden desconocer el salto que hubo en enero con el fin de la devolución del IVA de la canasta básica”, criticó Falcone sobre las determinaciones de la administración de Alberto Fernández.

 

En cuanto al perfil de Guzmán, sostuvo que se orienta más a un plan Fénix: “Tiene una mirada de castigar más al capitalismo financiero y ayudar a lo que se denomina ‘Main Street’, la calle”. “Las políticas de (Joseph) Stiglitz aplicadas a Argentina fallan, porque el país no comprende que no puede insertarse al mundo como quiere. Ir a lo textil es una locura, Argentina no es competitiva, nunca lo va a ser y obligas a quien está en un sector competitivo (energías renovables, petróleo, el campo) a pagar una prenda, un precio que no vale en el mundo. El beneficio no lo ves, no genera empleo, no es el futuro”, profundizó sobre la orientación económica. “Argentina no debe cerrar otra vez su economía, favoreciendo a los mismos empresarios que no se modernizaron en 15 años cuando les dimos subsidios, que no progresaron”, afirmó.

 

Finalmente, ante la pregunta sobre quién es “El Cuco” del Plan Guzmán (Moyano y las paritarias o Cristina y el populismo)), Falcone respondió: “Es el populismo y Cristina Kirchner. No vamos a crecer, la inflación va a seguir elevada, la situación va a estar muy difícil. Pero lo que puede detonar o no la bomba es que fracase, no se presenten, o algo ocurra con el plan de reestructuración. Si la cosa no sale bien el desenlace es dramático”.

 

Dejá un comentario