Polarización

Nada es para siempre, ni siquiera en la política chilena

El ballotage del 19 de diciembre será una prueba fundamental para ver cómo responde el golpeado sistema político chileno

Nada es para siempre, ni siquiera en la política chilena
Compartir

Durante la última década, Latinoamérica ha enfrentado diversas crisis de representación muy ligadas a la perdida de legitimidad de los partidos tradicionales. Estas han generado gran cantidad de movilizaciones sociales en distintos países del continente, las cuales han sido un llamado de atención para todos los gobiernos sin importar su color e ideología política.

Nuestros vecinos chilenos no son la excepción. El país ha visto crecer las movilizaciones y los reclamos ciudadanos por mejor calidad de servicios y bienes públicos en la última década. Estos sucesos han llevado a los gobiernos chilenos (de distintos colores políticos) a intentar disponer cambios sustanciales en el sistema político con la intención de responder a las demandas de la ciudadanía y adaptarse a los tiempos cambiantes.

En los regímenes presidencialistas, las elecciones para elegir quien encabezará al poder ejecutivo son el equivalente en importancia a la final de un mundial para un equipo de futbol; es decir el partido más importante que sucede cada varios años. El domingo 19, en Chile se celebraron elecciones presidenciales, las cuales se resolverán en el ballotage del próximo 19 de diciembre entre los dos candidatos más votados en primera vuelta. 

En un escenario electoral extremadamente polarizado, se enfrentarán dos candidatos de partidos no tradicionales, rompiendo con la imagen histórica del escenario político chileno, el cual estuvo monopolizado desde el regreso a la democracia en 1989 por coaliciones de centroizquierda y centroderecha. En esta ocasión tendremos por un lado a José Antonio Kast, quien obtuvo 27,91% de los votos con su partido de derecha Republicanos y por el otro lado, al candidato de Izquierda Gabriel Boric del partido Convergencia Social, que consiguió el 25,83% de los votos. 

Los partidos tradicionales (como el Partido Demócrata) ni siquiera han logrado obtener el tercer puesto en las elecciones, que fue ocupado por Franco Parisi (Partido de la Gente), quien realizó su campaña con un discurso antipolítica desde Estados Unidos, basando la misma en las redes sociales y logrando capitalizar la crisis de legitimidad del sistema político. Recién a partir del cuarto puesto se posicionaron algunos candidatos de los partidos/coaliciones tradicionales.

Aun así, en lo que respecta a la conformación de las cámaras legislativas, las cuales también renovaban parte de sus bancas, los resultados no han sido tan catastróficos para las coaliciones tradicionales. 

Otro punto fundamental ha sido la baja participación ciudadana en elecciones generales. Aunque el voto en Chile no es obligatorio, vale la pena destacar que la participación se mantuvo por debajo del 50% del padrón. Menos de la mitad de la población habilitada se acercó a ejercer el derecho al voto a los centros habilitados. 

Este dato, junto con los relativamente buenos resultados de un candidato como Parisi, dan pauta de un creciente agotamiento de los chilenos con su sistema político. Esto resultará fundamental al momento de que el nuevo presidente electo asuma el mando y deba confrontarse con las difíciles realidades de la gobernabilidad.

El ballotage del 19 de diciembre será una prueba fundamental para ver cómo responde el golpeado sistema político chileno. 

  1. En primer lugar, se podrá ver como plantean las campañas los dos candidatos más votados en un escenario tan polarizado y fragmentado. 
  2. En segundo lugar, intentar mejorar los índices de participación ciudadana. 
  3. Y tercero, y no por eso menos importante, el candidato ganador deberá intentar conseguir mayorías que le otorguen gobernabilidad a la hora de asumir y poder reconstruir la confianza para con la política. La tarea no será fácil.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés