El Economista - 73 años
Versión digital

vie 12 Jul

BUE 13°C
.
Tipo de cambio

Farmacias uruguayas denuncian que deliveris, redes y plataformas canalizan productos sin control desde Argentina

"Estamos en el peor momento", dicen los farmaceúticos. En los departamentos de la frontera hay "varias farmacias en venta".

10 agosto de 2023

Para los uruguayos que en los últimos tiempos cruzan a Argentina para aprovechar la diferencia cambiaria, dos rubros les resultan especialmente ventajosos al comprar con sus dólares al precio del mercado paralelo: el gastronómico y el farmacéutico. 

Además de la brecha de cotización, incide que en su país es relativamente caro comer en un restaurante y también lo son muchos medicamentos y artículos de higiene personal.

La problemática que atraviesa el sector farmacéutico oriental deviene, también, de un mercado de productos de procedencia argentina que se está canalizando a través de redes sociales, plataformas de comercio electrónico y hasta deliveries que cruzan los puentes internacionales para llevar pedidos, en este caso a zonas fronterizas, según denuncias de dirigentes empresariales recogidas en la edición de este jueves de la revista Búsqueda de Uruguay.

En departamentos (provincias) como Paysandú y Salto, limítrofes con la Argentina, "el impacto es más grande. Pero nos ha pegado en Montevideo, en la costa y el área metropolitana, porque en esas zonas hay (personas) con más posibilidades de viajar también" por su nivel de ingreso, declaró Gonzalo Miranda, presidente de la Cámara Uruguay de Farmacias y Afines, que reúne a algunas cadenas y propietarios de establecimientos del rubro de menor porte.

Aunque el perjuicio de la "abismal" diferencia de precios en medicamentos, productos dermatológicos, de cuidado personal y cosméticos con Argentina pega con fuerza a las farmacias instaladas en los departamentos fronterizos, la baja de las ventas es generalizada debido al incremento del contrabando y de la venta de pequeñas cantidades de productos por parte de particulares, que ven la oportunidad de ingresar alguna mercadería y revenderla sacando una ganancia. 

"Nos preocupa el control sanitario de los productos que llegan y rompen con la trazabilidad y las normas de cuidado de la salud. Pasan productos que no se conocen los laboratorios", aseguró Ivonne Moreno, presidenta de la Asociación de Farmacias del Interior (AFI). 

"No hay nada que los pare, no hay control o medidas que protejan a la pequeña y mediana empresa. Sobrevivimos trabajando, pero no se saca ni para los costos", agregó el secretario de esa organización empresarial, Gabriel Pisano.

Según un relevamiento de la AFI, la pérdida de ventas entre sus asociados se fue profundizando. En 2021, cuando todavía regían ciertas restricciones por la emergencia sanitaria a raíz del Covid-19, fue de 20% respecto al año previo, en 2022 el porcentaje de caída "se duplicó" y en lo que va del 2023 "se triplicó", aseveró Moreno. 

"Estamos en el peor momento", se lamentó. Por esa situación de "agonía", en los departamentos de la frontera hay "varias farmacias en venta", pero no aparecen compradores porque sus números son "un fierro caliente, con balances desastrosos, una rentabilidad casi negativa", agregó. 

En esta nota

LEÉ TAMBIÉN


Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés