El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 22°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 22°C

Santander Río no puede faltar

Las acciones de la entidad ganaron más de 3% en la plaza local luego de conocerse la adquisición de la banca minorista del Citi en el país y se presentan como un gran acierto para la cartera de inversión.

13-10-2016
Compartir

por Dolores Ugarte

El sector bancario ha tenido una espléndida performance en lo que va de 2016, registrando un avance de 36%, al igual que el índice porteño Merval.

Claro está, que dentro del rubro existen algunas entidades financieras que se destacan por encima de otras, en base a su atractivo de inversión y en esa línea, se presenta el banco Santander Río.

No obstante, es importante tener claro que la Bolsa implica ciertos riesgos, ya que como explicó Gustavo Ber, economista de Estudio Ber, “tras alcanzar importantes máximos, los activos nacionales vienen intercalando pausas, en línea con un contexto externo que también se enfrenta a múltiples desafíos a corto plazo y de ahí que no puede por el momento abandonar la cautela”.

Santander adquiere la banca minorista del Citigroup y sus acciones se disparan

Las acciones de Santander Río treparon más de 3% en la jornada bursátil que tuvo lugar luego de conocerse por comunicado oficial de la entidad, la compra de la banca minorista del Citi en Argentina.

De esa manera, el banco de origen español sumará una cartera que cuenta 500.000 clientes y 70 sucursales a los 2,7 millones de usuarios y 401 centros de operaciones que ya poseía. Con esta jugada, Santander Río se consolida como el principal banco privado del país, con una amplia penetración en todos los segmentos del mercado.

De acuerdo con Diego Martínez Burzaco, economista jefe de Inversor Global, “la sinergia que le puede dar la adquisición de los activos de Citigroup a la entidad es muy relevante en el nicho de clientes VIP de la banca minorista. En ese ramo, en el cual el poder adquisitivo es alto, se puede obtener un buen margen de negocios, por lo que veo el acuerdo como algo positivo”.

El negocio de banca minorista representa el 25% de la facturación total de Citibank en Argentina, mientras que el 75% restante se concentra en el segmento corporativo que mantendrá en el país, por lo que la adquisición involucra una porción importante de su negocio.

Los voceros de Santander Río también informaron que en paralelo, está en pleno desarrollo su plan de inversión 2016-2018 por casi $ 20.200 M, que serán destinados a desarrollos de nueva tecnología para incrementar la calidad del servicio a los clientes y modernización de sucursales, entre otros asuntos pendientes.

Se trata de aspectos relevantes que suman atractivo a las acciones del banco, en vista de que a partir de ellos pueden proyectarse balances financieros sólidos a futuro y si a esto se le suma el buen momento que vive el rubro bancario, los papeles de Santander se presentan como un gran acierto. Los papeles del banco han ganado 49% en los meses que van de 2016.

Según Martínez Burzaco, más allá de eso “hay que considerar que la acción en cuestión no es tan negociada como la de otros bancos tradicionales en nuestra Bolsa, como es el caso de Banco Macro, Galicia o Francés, lo que podría representar algún riesgo para el inversor”.

“En esa línea, con visión de largo plazo me gusta la acción” manifestó el experto.

Vientos a favor de la banca local

Tal como expresó el presidente de Santander Río, Enrique Cristofani en el marco de la reciente compra, el acuerdo para adquirir la red minorista del Citi en la Argentina ratifica en los hechos la visión positiva que desde la entidad se tiene sobre el futuro del país en los próximos años.

Asimismo, el ejecutivo auguró un buen porvenir para el sistema financiero argentino, con más crédito e inversión.

Las perspectivas económicas y financieras de Argentina favorecen a los activos vinculados al sector financiero.

Se espera que la inflación sea más baja en 2017, al tiempo que el blanqueo aporte dólares que ayudarán a que la economía cobre el impulso necesario, el consumo comenzará a mejorar, al igual que el ritmo de la actividad. En este escenario anticipado por los analistas, los títulos de bancos serán los más beneficiados en la Bolsa.

De acuerdo con José Chercasky, especialista de Equity de Adcap, “en otros países, las entidades tienen una penetración de mercado mucho mayor. Acá no, por lo que el potencial de crecimiento es enorme”.

En términos de valuación, el sistema financiero local mantiene un ratio de precios sobre ganancias inferior a sus pares regionales, como Colombia, México, Chile y Perú. Y en la medida en que se despejen las dudas sobre la capacidad de la economía argentina de crecer en el futuro, es uno de los sectores que presentan estabilidad y potencial para generar ganancias de capital en el corto y mediano plazos.

Las oportunidades en la Bolsa local se destacan entre los diversos instrumentos financieros que ofrece el escenario local, ya que aún cuando es la opción que implica más volatilidad, es también la que mayores ganancias genera, superando a la inflación, al dólar y a las tasas de interés en pesos.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés