Precios congelados

El Gobierno coordina controles y las empresas suman críticas

Activos, Feletti y Giorgi se reunieron con los representantes de las provincias, consumidores y legisladores del FdT

El Gobierno coordina controles y las empresas suman críticas
26-10-2021
Compartir

El Gobierno avanzó ayer en coordinar con las provincias una estrategia de control para los 1.432 productos de consumo masivo congelados por la Secretaría de Comercio Interior la semana pasada. Además, hubo reuniones con asociaciones de consumidores.

Los encuentros se dieron en el marco del Consejo Federal de Comercio Interior (Cofeci), en el que el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, se reunió con sus pares provinciales. El objetivo fue articular acciones que permitan garantizar el cumplimiento de la nueva canasta ampliada con precios retrotraídos al 1° de octubre y fijados por 90 días.

Con el mismo fin, Feletti recibió a las asociaciones que integran el Consejo Consultivo de Consumidores para establecer líneas de trabajo en conjunto y colaborar con el control ciudadano de los precios.

"Mantuvimos reuniones con las asociaciones de defensa del consumidor que tienen alcance nacional para explicarles el programa de precios que llevamos adelante y el horizonte que se espera en cuanto a consolidar una canasta de precios regulados amplia para toda la población", explicó.

Según Feletti, "este tema fue muy bien recibido y comprometieron su apoyo en el monitoreo, en esclarecer, informar y explicar a sus asociados el programa de Más Precios Cuidados y mantener un diálogo permanente con la Secretaría en procura de buscar diversas cadenas de producción y comercialización y, sobre todo, instalar el Observatorio Nacional de Precios”.

En referencia a la reunión con el Cofeci, el funcionario explicó que "la idea es producir una gran acción de alcance federal para lograr el cumplimiento efectivo de la resolución". "Fue una reunión muy positiva, con mucho intercambio, donde se estudiaron las distintas alternativas, las diversidades provinciales y también se planteó la necesidad a futuro de ir ajustando al programa de acuerdo a esas particularidades regionales", resaltó.

Durante el encuentro, las autoridades provinciales manifestaron su apoyo al programa y plantearon cuestiones ligadas a la capilaridad y territorialidad de la iniciativa impulsada por la Secretaría nacional, con el propósito de maximizar su cumplimiento; y expresaron su voluntad de cooperar en el monitoreo federal del programa.

Por su parte, los representantes de más de 40 asociaciones de consumidores mostraron su apoyo a las políticas de fijación de precios en favor de los asalariados y su voluntad de colaborar en la articulación con el Estado para su implementación. Además, señalaron sus propuestas de agenda para trabajar de manera conjunta con la Secretaría de Comercio Interior, informó esta dependencia en un comunicado.

Consumidores

Antes de la reunión con Feletti, asociaciones de consumidores consideraron positiva la decisión de congelar los precios de 1.432 productos de consumo masivo como mecanismo para frenar la "especulación de grupos concentrados" y se refirieron a la importancia de mayores medidas y control por parte del Estado y la participación de los consumidores.

"El congelamiento de precios lo vemos altamente positivo, necesitábamos poner un freno, que haya una política de precios y control muy concreta para detener la espiral inflacionaria", dijo el director de la Unión de Usuarios y Consumidores, Claudio Boada.

El directivo agregó: "Creemos en la necesidad de control participativo, el control y fiscalización siguen en manos del Estado, pero los consumidores con nuestra presencia en todas las bocas de venta podemos aportar visión de lo que pasa".

Por su parte, el titular de la Asociación de Defensa de Derechos de Usuarios y Consumidores (Adduc), Osvaldo Bassano, manifestó su apoyo al congelamiento por considerar que "como están las cosas, con la especulación de grupos concentrados está bien", aunque aclaró que "no es suficiente, debería complementarse con otras medidas; hay que intervenir para evitar estas concentraciones".

En tanto, el titular de Defensa de Usuarios y Consumidores (Deuco), Pedro Bussetti, sostuvo: "Que haya precios congelados un tiempo razonable para los argentinos va a significar tener cierta previsibilidad"; al tiempo que consideró necesario controlar "los precios que el almacenero tiene que pagar en el mayorista, que en algunos casos son mayores de los que tiene que ofrecer al público".

Por la tarde, Feletti se reunió con legisladores de la bancada del Frente de Todos en la Cámara de Diputados. Los diputados expresaron su respaldo a la inciativa.

Críticas

A través de un comunicado, la Cámara de Comercio de Estados Unidos en Argentina (AmCham) repudió ayer el esquema de congelamiento de precios que impuso el Gobierno por decreto y expresó su preocupación “frente a recetas artificiales para el control de la escalada inflacionaria”.

En tanto, solicitó a las autoridades a continuar el diálogo con el sector empresario, “en la búsqueda de soluciones consensuadas y aplicando políticas públicas realmente eficientes para combatir este flagelo”.

Las críticas de la cámara su sumaron otras similares de la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresas (Acde); la Asociación Empresaria Argentina (AEA), que agrupa a los empresarios más importantes del país; la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios de Argentina (Copal) y la Cámara Argentina de Comercio (CAC).

La AmCham aseguró que el control vigente de precios no es una medida efectiva para aplacar los niveles de inflación. “La experiencia de la Argentina y mundial es muy elocuente en cuanto a que los congelamientos de precios no resuelven este problema, muy por el contrario, lo transforma en una bomba de tiempo que tarde o temprano hará eclosión. Sólo se logra reprimir precios durante un periodo y luego vuelven a sus niveles de equilibrio. Con este congelamiento lo que se va a generar es que el arrastre futuro sea de un mayor nivel de precios cuando la medida termine”, expresaron.

A su vez, apuntaron que la resolución 1050/21 de Comercio Interior, la cual fijó precios de 1.432 productos hasta el 7 de enero de 2022, “no logra resolver los desequilibrios macroeconómicos que dan origen a la inflación”, al tiempo que exigieron un “plan de estabilización que dé señales claras sobre la política monetaria y fiscal”.

Por último, AmCham detalló los riesgos de estas políticas: imposibilidad de generar nuevos empleos, limitación a nuevas inversiones y un “ambiente regulatorio hostil, restrictivo e imprevisible”.

“Hoy, más que nunca, es necesario que el Gobierno desarrolle políticas de acompañamiento al empleo y la inversión y recree las condiciones para un clima de negocios previsible, en base a las reglas de la libre empresa, siendo este el único camino posible hacia una recuperación sustentable de nuestra economía”, concluyó la cámara empresaria.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés