Recalculando: el Gobierno levantó el “cepo” al maíz

13 de enero, 2021

Recalculando: el Gobierno levantó el “cepo” al maíz

Tras dos días de paro por parte de la Mesa de Enlace (esta vez, sin la adhesión de Coninagro) en contra del cierre temporal de las exportaciones de maíz, el Gobierno retrocedió y decidió levantar completamente esta medida que había implementado hace dos semanas de manera sorpresiva. En la tarde de ayer, decidió dejar sin efecto el cupo de 30.000 toneladas por día que anunció minutos después de la medianoche del lunes pasado, momento en que entró en vigencia la medida de fuerza de la entidad agropecuaria.

La decisión de levantar completamente el cierre de las exportaciones de maíz se dio luego de una reunión entre el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra, y representantes de la Mesa Intersectorial del Maíz, conformada por entidades de productores, cámaras, federaciones y Bolsas de Cereales y Comercio que integran la cadena productiva y comercial del cultivo, en el marco del Consejo Agroindustrial Argentino (CAA).

En la misma se acordó retirar los topes diarios de registros de maíz que había establecido el Gobierno a cambio de un compromiso de monitoreo de los saldos exportables que garanticen el abastecimiento interno, “para llegar al empalme de cosecha sin tensiones, con el compromiso del sector privado”, según indicó el ministerio

Además, se acordó “consensuar un acuerdo de largo plazo con los sectores consumidores y proveedores de maíz, en sintonía con el programa nacional Precios Cuidados, en el que se habló como ejemplo de la constitución de un fideicomiso de larga duración como solución estructural y método de desacople entre el mercado internacional y el de abastecimiento a transformadores de maíz”.

“Estos encuentros nos permiten continuar avanzando en compatibilizar los intereses privados con la necesidad del Estado de garantizar los bienes esenciales en todo el territorio nacional”, afirmó Basterra al término del encuentro. “Para el Gobierno Nacional es prioritario desacoplar los precios internos de la dinámica de los precios internacionales, al tiempo que podamos seguir fortaleciendo el desarrollo del sector y las exportaciones. Desde el Ministerio trabajamos para encontrar las mejores herramientas que nos permitan crecer con ese doble objetivo”, sostuvo.

En ese sentido, la Mesa Intersectorial del Maíz señaló en un comunicado que la agenda planteada por el Gobierno fue confirmar la necesidad de un trabajo conjunto en la búsqueda de mecanismos que permitan desacoplar los precios internacionales del mercado doméstico, evitando el impacto en los precios de los alimentos y consecuentemente la inflación.

También indicó que se llevó a cabo un repaso de los acontecimientos y se manifestó la discrepancia de la mesa con los métodos y los anuncios realizados por parte del Gobierno, al interrumpirse la corriente de diálogo público-privada “que bien pudo haber sido utilizada para buscar soluciones sin entrar en intervenciones de mercado”. A la vez, los representantes de la mesa expresaron “la necesidad de contar con definiciones sobre la política que tendrá el Gobierno para el sector, y en particular sobre el tema precios en el mercado interno (incluyendo el sistema de ajuste), abastecimiento y comercio exterior”.

Adicionalmente, durante el encuentro se acordó proveer de la herramienta del Fondo de Garantías del Ministerio de Desarrollo Productivo (Fogar) para ayudar en la originación de corto y mediano plazo para los procesadores del mercado interno y garantizar la cobranza de los vendedores de maíz en tiempo y forma, lo que impactará en el componente de riesgo.

Según indicó la mesa en su comunicado, también se analizaron otras alternativas, inclusive en el mercado de capitales (descuento cheques o pago diferido) y líneas de crédito con entidades bancarias a tasas subsidiadas, en cuyo caso habrá que trabajar en segmentación por tamaño y a mediano plazo. En este punto, se trabajará en las necesidades por sector, precisó.