El Economista - 70 años
Versión digital

lun 24 Jun

BUE 10°C

Macri pidió desoír al “círculo rojo”

07 octubre de 2016

El presidente Mauricio Macri volvió a reunir a medio millar de sus funcionarios en el CCK, en lo que ya es una costumbre de su gestión. Allí, habló durante poco más de 30 minutos en el cierre de la cuarta reunión de gabinete ampliado en lo que va del año y dejó varias consideraciones para llevar a la práctica en el día a día. Por caso, recomendó paciencia para entender “los reclamos de la gente”, trabajar sin “enloquecerse ni con las críticas ni con los elogios” y “más allá de lo que esté planteando el círculo rojo”. Este último, quizá, sea la referencia más fuerte de su disertación, ante algunos cuestionamientos que le llegan desde sectores empresarios y referentes económicos que apoyan su gestión, pero con observaciones y algunas exigencias.

Según pudo reconstruir la agencia oficial Télam, a partir de tres miembros del Gobierno que estuvieron presentes en el auditorio, Macri solicitó no perder el eje del rumbo elegido ni la calma, para comprender “a alguna gente aún no le está llegando los efectos de las medidas positivas”. “Logramos que la gente entendiera que tiene derecho a vivir mejor y ahora nos reclama, hay que tener paciencia cuando la gente se enoja y critica”, señaló. E hizo referencia al denominado “círculo rojo”, como había hecho en varias oportunidades durante la campaña. “Hay que seguir trabajando más allá de todo lo que se esté planteando en el círculo rojo, estamos haciendo una de las transformaciones más importantes de la Historia”, enfatizó el Presidente.

Excel

La reunión en el salón principal del CCK duró, en total, más de tres horas. El jefe de Gabinete, Marcos Peña, abrió el encuentro, con un breve discurso que sólo duró diez minutos en el que destacó al funcionariado intermedio como el que “empuja para que las cosas salgan adelante”. Luego los vicejefes de gabinete, Mario Quintana y Gustavo Lopetegui, junto a los ministros Juan José Aranguren (Energía), Guillermo Dietrich (Transporte) y los secretarios Daniel Chain (Obras Públicas) y Ricardo Delgado (Coordinación) encabezaron un panel sobre las obras públicas y los cambios en la gestión. Allí, Lopetegui dijo que “aunque muchos critiquen el uso del Excel, es muy importante que los números cierren”, y luego Aranguren habló de inmediato e ironizó: “Bueno, como defendieron el Excel ahora es mi turno”.

Respaldo

Otro de los puntos altos del discurso de Macri fue el fuerte espaldarazo a la canciller Susana Malcorra. La calificó como “el mejor cuadro profesional de Argentina en relaciones exteriores” y se mostró molesto porque leyó “los diarios diciendo que había sido un error postularla, cuando en realidad es un orgullo”. “Es un tiempo en el que hay que tener paciencia, yo también quisiera dar saltos más largos que los que puedo. Hay que tener paciencia porque a alguna gente aún no le están llegando los efectos de las medidas positivas. Logramos que la gente entendiera que tiene derecho a vivir mejor y ahora nos reclama, hay que tener paciencia cuando la gente se enoja y critica”, agregó.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés