El Economista - 70 años
Versión digital

mar 21 May

BUE 11°C

“Debemos avanzar hacia un gran acuerdo político”

26 diciembre de 2016

Entrevista a Julio Cobos Senador por Mendoza de Cambiemos

“Se aprende en función de lo sucedido, pero lo que importa en este caso es el resultado final, y fue ejemplificador para comenzar a resolver muchos temas estructurales que aún no están resueltos en el país por la costumbre de atender nada más que a la coyuntura”, dice el senador mendocino por la UCR, Julio César Cleto Cobos, en un cierre de año difícil y lleno de incertidumbres para el país, que se vio reflejado en el Congreso con el trajín causado por el debate de las modificaciones a Ganancias. El legislador radical, y exvicepresidente de la Nación en el primer mandato de Cristina Kirchner, cree que es hora de avanzar “en un gran acuerdo social y político para ver qué temas estructurales debemos resolver, en materia de seguridad, educación, vivienda, de un nuevo régimen tributario”, y “separarlos de la contienda electoral que atravesará al país el próximo año”.

A su vez, Cobos celebra el año legislativo que enfrentó la alianza Cambiemos, en un escenario de minorías pero con una conducta del bloque opositor que le facilitó la aprobación de proyectos clave. Para el senador, el Gobierno le debe reconocer al jefe de la bancada PJ-FpV, Miguel Angel Pichetto, por “la actitud que ha tenido durante todo el año”, pese al “costo político interno” que le causaron sus decisiones.

¿Cómo analiza el resultado del tratamiento por Ganancias?

Fue un proceso con muchos vaivenes, en lo político, y en la incertidumbre que se había generado sobre cuál iba a ser el proyecto definitivo. A partir de la salida que se encontró en el Senado, debido a la buena predisposición de muchos integrantes del bloque PJ, pudimos consensuar un proyecto que compatibilizó los intereses de los trabajadores,gobernadores, las metas fiscales que se habían acordado a nivel nacional en el Presupuesto y encontramos una ley que tiene varias características importantes.

¿Cuáles cree que fueron las causas de esos vaivenes, falta de negociación del oficialismo, o “irresponsabilidad” de la oposición?

En estos temas siempre hay que evaluar el conjunto. A veces requiere de procesos. Llegar a una situación extrema como la que se había llegado, que era la de considerar un proyecto muy enredado, en cuanto al articulado, sus características y el costo fiscal, hizo reflexionar a todos, al Gobierno y a las fuerzas de la oposición. Forma parte del escenario político que transita Argentina. Se aprende en función de lo sucedido, pero lo que importa en este caso es el resultado final, y fue ejemplificador para comenzar a resolver muchos temas estructurales que aun no están resueltos en el país por la costumbre de atender nada más que la coyuntura que hemos tenido y sin ver más allá de un período de Gobierno.

¿Imaginaba en la previa, este año legislativo?

Ha sido un desafío para Cambiemos, y en particular en el Senado donde contamos con una notable minoría, quince legisladores sobre 72. Siempre decía que Argentina va madurando políticamente y si el Gobierno estaba dispuesto a considerar o reconsiderar muchas de sus iniciativas y aceptar sugerencias de la oposición, podíamos obtener buenos resultados, y así ha sido.

¿Cómo vio a la UCR dentro de la coalición de Gobierno?

Ha sido un rol importante, nos ha tocado presidir el interbloque en ambas cámaras, y más allá de los cargos en el Ejecutivo, que quizás parecen pocos, hay muchos intendentes, tres gobernadores. Es el rol que el propio radicalismo debe abrir, con sus ideas, sugerencias, críticas y su creatividad. Acomodados a que somos parte de una coalición, en el cual el partido que ganó las primarias es el que gobierna y tendremos que seguir transitando de esta forma hasta el fin del mandato de Macri, consolidando nuestro espacio, y antes de que termine veremos cuál es el futuro y la decisión que tome el radicalismo.

¿Cuáles cree que son, luego de un año de gobierno, los puntos más flojos en la gestión de Macri?

Primero resolver el tema energético, donde se ha tomado una buena decisión y otra mala. La buena es que se apuntó a solucionar el conflicto estructural, con eje en las energías renovables. Pero hubo errores que terminaron en la Corte, en el manejo del cuadro tarifario, que aún quedan muchas cosas por resolver. Se quiso hacer un cambio que al final no fue tal. En lo económico, si bien se tomaron medidas fundamentales, esperábamos mejoras en la inflación, y ojalá así sea en 2017.

¿En el conflicto por las tarifas, cree que faltó política?

Cuando uno se equivoca en la forma seguramente es político. Faltó rebobinar más rápidamente y no esperar que sea la Corte la que solucione el tema. Las soluciones en la administración las debe dar la propia administración.

¿Qué escenario imagina para Cambiemos en 2017? ¿Y qué significaría una derrota en la provincia de Buenos Aires?

Lo que sería determinante es una derrota a nivel nacional. Pero obviamente la provincia de Buenos Aires juega un rol importante por el peso que tiene en materia de legisladores y la atención mediática, y parece que las elecciones pasaran exclusivamente por Buenos Aires y que la elección de diputados y senadores definieran el destino político de un país, lo cierto es que somos 24 las provincias. Obviamente que un gobierno, sobre todo cuando no es justicialista, necesita un triunfo en al país y también en la provincia de Buenos Aires, donde no lo descarto, porque la gobernadora (María Eugenia Vidal) tiene una gran aceptación, viene haciendo una buena gestión y seguramente la ciudadanía la acompañará en 2017.

¿Cómo imagina el escenario en el Senado, en la cual el oficialismo renueva sólo tres bancas?

Independientemente del resultado que tengamos, seguramente vamos a aumentar el número de senadores, lo cual es bueno, pero no vamos a contar con mayoría, vamos a tener que seguir buscando acuerdos. Comparto las declaraciones de muchos dirigentes del justicialismo que están pidiendo un gran acuerdo social y político para ver que temas estructurales debemos resolver, en materia de seguridad, educación, vivienda, de un nuevo régimen tributario. Si pudiéramos poner cinco, seis temas, y que lo demás fuera accesorio, conforme a las necesidades que aparezcan, seguramente podríamos aislar de la contienda electoral estos temas y trabajar por el bienestar de los argentinos en un país que necesita recuperar su visión a largo plazo. Uno de los voceros de ese reclamo es y fue Pichetto. ¿Cómo analiza su conducta en este 2016? Sí, desde hace rato lo viene reclamando. Le debemos reconocer la actitud que ha tenido durante el año, le ha dado gobernabilidad a este administración. Si no teníamos el apoyo de gran parte del bloque PJ no hubiéramos sacado la mayoría de las leyes que sancionamos. Y con un costo político en lo interno muy importante. Porque gran parte del bloque que conduce no acuerda con esta conducta de diálogo y consenso, porque no está acostumbrado a eso, y sin embargo el se puso por encima de esto.

En algunos casos, como la designación de los directores de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Pichetto se mostró molesto por la conducta de una socia de Cambiemos, Elisa Carrió, que se oponía a candidatos, mientras que el bloque opositor acompañaba al oficialismo.

Pichetto tiene un claro concepto de que hay cargos que hacen a la administración, como lo fue en el titular del Banco Central. Son concepciones propias de cada persona y a cada partido. Sobre la base de la experiencia de gobierno es que por ahí toman estas decisiones políticas.

¿Cree que en algunos casos perjudicaron estas actitudes de Carrió, o al contrario?

Hay que poner en balance las medidas que toma o impulsa. Pero es una parte importante de nuestro espacio que hace ver con total vehemencia cuando el camino no es el correcto y esto ayuda a reencausar algunas decisiones.

¿Imagina en 2017 a Cristina Fernández de Kirchner presentándose en la elecciones?

En este país nunca hay que descartar nada, todo es posible. Pero no creo que evalúe presentarse, hay ver si su decisión pasa por presentarse o no en la provincia de Buenos Aires.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés