El Economista - 73 años
Versión digital

vie 12 Jul

BUE 9°C
Indec

En julio, los salarios perdieron (por goleada) contra la inflación

En julio, todos los sectores analizados por el Indec presentaron pérdidas en su poder adquisitivo como resultado de la aceleración de precios

Los salarios acumularon un alza del 66,7% interanual en promedio, frente a una suba de precios del 71%
Los salarios acumularon un alza del 66,7% interanual en promedio, frente a una suba de precios del 71%
29 septiembre de 2022

El Indice de Salarios registró en julio un incremento del 5,5%, ubicándose por debajo del alza de la inflación que ese mes llegó a 7,4%, la mayor medición de los últimos 20 años, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec)

La suba de julio en los ingresos fue producto de un alza del 5,4% en los sueldos de los trabajadores privados, de 7,3% en los de los empleados públicos y de 3% en los ingresos de los empleados no registrados.

De esta manera, en los primeros 7 meses del año, el índice cerró con un alza del 41,8 % en promedio, contra una inflación del 46,2% producto de una suba del 43,3 % en los sueldos de los trabajadores privados, 45,1 % en los de los empleados públicos y escasos 31,7% en los trabajadores no registrados, informó el organismo.

En la comparación de julio de este año con igual mes del año pasado, los salarios acumularon un alza del 66,7% en promedio, frente a una suba de precios del 71% producto de un incremento del 68,7% en los sueldos de los trabajadores privados, del 74,7% en los de los empleados públicos, y del 58,9% en los trabajadores “en negro”, que son casi 40% de los que tienen trabajo.

El ministro de Economía, Sergio Massa, aseguró el miércoles que uno de sus objetivos es el de "trabajar para la recomposición del ingreso en Argentina", tras advertir que "la caída de los ingresos en los últimos 6 años ha sido muy importante".

"Las pandemias y las guerras, el primer fenómeno que generan es la acumulación de renta", indicó el funcionario en el marco de la presentación del proyecto de Presupuesto 2023 en la Cámara de Diputados.

Un breve análisis 

“Profundizando la pérdida de poder adquisitivo de junio, y a raíz de la aceleración en el nivel de precios, el nivel general de salarios se contrajo 1,8% mensual real durante julio, marcando así la mayor contracción del año”, indicó la consultora LCG.

Asimismo, detalló en un informe que todos los sectores presentaron pérdidas de poder adquisitivo. Sin embargo se destacaron los trabajadores del sector privado no registrado, marcando una caída del 4,1% mensual real (+3% nominal), la mayor en 33 meses (desde septiembre de 2019). Fueron seguidos por los trabajadores del sector privado registrado con una contracción del 1,9% mensual real (+5,4% nominal).

Los menos afectados fueron los trabajadores del sector público, ya que prácticamente mantuvieron su nivel de poder adquisitivo (-0,1% mensual real) producto de un aumento del 7,3% nominal a raíz de los incrementos paritarios pactados.

“Luego de 8 meses consecutivos de mejora en términos anuales, el promedio de los salarios se contrajo 1,3% en términos reales (+68,8% anual nominal), explicado por una caída del 7% anual real (59% nominal) de los trabajadores del sector privado no registrado y del 1,3% anual real (68,7% nominal) de los trabajadores del sector privado registrado.

Por su parte, los empleados del sector público visualizaron una mejora del 2,3% anual real, siendo julio el onceavo mes consecutivo de crecimiento”, analizó LCG.

Durante los primeros 7 meses del año, los salarios evidenciaron una caída del poder adquisitivo del 0,4% mensual promedio, aún cuando la dinámica inflacionaria no se encontraba tan exacerbada. Esa caída sería consistente con una pérdida real del 3,4% anualizado.

“Como era de esperarse, al interior se destacan los trabajadores del sector privado no registrado visualizando una caída del 1,5% mensual promedio en el mismo período (vs. -0,2% mensual promedio de los trabajadores registrados)”, señaló la consultora.

“La caída del poder adquisitivo en el nivel general de salarios continúa profundizándose mes a mes, acumulando en julio un recorte del 24% respecto a noviembre 2017, último techo. No sorpresivamente los más afectados fueron los trabajadores informales con una caída acumulada del 38%, 17,5 puntos porcentuales por encima de la observada por los trabajadores registrados (20,5%)”, agregó.

¿Qué se espera?

“Debido a la marcada aceleración en el nivel general de precios observada a partir del mes de julio los ajustes derivados de las paritarias firmadas hasta el momento difícilmente puedan terminar de compensar la pérdida de poder adquisitivo. Habiéndose observado ya un aumento de precios del 7% en agosto, esperamos que el piso de la inflación mensual se ubique en 6,5% promedio en lo que queda del año”, dijo LCG.

“Con un piso de inflación proyectada del 100% anual a diciembre, es difícil plantear un escenario donde los salarios ganen la carrera contra los precios (hasta el momento, la mayor parte de las paritarias fijó un aumento promedio del 72% anual). En este sentido, esperamos que en el promedio anual los salarios del sector formal caigan en torno al 1% real, consistente con un mavor deterioro hacia fin de año, orbitando valores del 8% real medido diciembre a diciembre”, concluyó

Por su parte, la consultora ACM señaló: “con la aceleración inflacionaria de julio, era esperable que los distintos sectores y sus ingresos empiecen a mostrar una caída en términos reales. Nuevamente, el sector informal es quien sufre en mayor medida la aceleración inflacionaria”.

“Con una inflación mensual mayor a la estipulada por la mediana del REM para el mes de agosto, es esperable que continuemos viendo algunos rezagos en los salarios respecto del índice de precios”, estimó.

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés