En abril

Se aceleró la inflación en Brasil

Se trata del mayor incremento mensual desde febrero de 2003 y el más alto para un mes de abril desde 1995

La inflación de Brasil en abril se ubicó muy por encima del índice de marzo.
La inflación de Brasil en abril se ubicó muy por encima del índice de marzo.
27-04-2022
Compartir

En Brasil, el Índice de Precios al Consumidor Amplio -15 registró en abril una suba de 1,73%. Se trata del mayor incremento mensual desde febrero de 2003 y el más alto para un mes de abril desde 1995, ubicándose muy por encima del índice de marzo que registró un aumento de 0,95%. El acumulado del año alcanzó a 4,31% y a 12,03% en los últimos doce meses.

El IPCA-15 midió el comportamiento de los precios entre el 17 de marzo y el 13 de abril y da una pauta de lo que puede ser la tasa de inflación del mes. Los rubros que más subieron fueron Alimentos y Bebidas y Transporte como consecuencia del aumento del precio del petróleo. Nada diferente a lo que se observa en otros lugares del mundo.

La respuesta del Banco Central de Brasil ante la aceleración de la inflación fue subir la tasa de interés en varias oportunidades hasta llevarla al actual 11,75% anual y proyectaba subirla 1 punto más en mayo y dar en ese momento por concluido el ciclo de ajuste monetario. Sin embargo,  los analistas del mercado consideran, que ante la suba de la inflación, el BC se verá obligado a continuar aumentando la tasa. Según la mediana  de sus proyecciones, la tasa Selic cerraría el año a 13,25% para enfrentar una inflación que estiman en 7,65%, muy por encima del techo de la meta del BC que es de  5%.

Además de la suba de los precios de la energía y los alimentos en el mundo como consecuencia de la invasión de Rusia a Ucrania también influye en la inflación de Brasil la devaluación del real frente al dólar. A principios de mes, el dólar se cotizaba a 4,62 reales y ahora lo hace a 5,02, pero el mercado proyecta que se mantendrá en esos niveles durante los próximos meses sin saltos adicionales. La moneda brasileña, que fue una de las que en el mundo más subió contra el dólar en el arranque del año, se derrumbó en abril.  Por otra parte, los bancos de inversión han estabilizado sus proyecciones de crecimiento del PIB en torno al 0,60%, algo menos que el 0,8% que estima el FMI.

De todas maneras, a la incertidumbre global que genera la guerra en Ucrania y sus múltiples consecuencias económicas, Brasil debe agregarle una propia originada en las elecciones presidenciales de octubre, muy polarizadas y con resultado incierto.   

En esta nota

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés