El Economista - 70 años
Versión digital

mie 22 May

BUE 13°C

Según bancos, el PIB puede crecer 3% -4% en la era Macri

04 noviembre de 2016

por Leandro Gabin

Este año está jugado y para peor se atrasó en un trimestre el repunte de la economía, que quedará para inicios del 2017”. Con esta frase, un banquero reflejaba las expectativas de lo que será la marcha de la economía para el año que viene. A esta altura del año, ya se piensa en lo que vendrá y se hace un breve balance de lo que dejó. Para el sistema financiero, no obstante, el año en lo que respecta al negocio no fue malo si bien no voló el consumo y los préstamos en pesos tampoco tuvieron el dinamismo de años anteriores. En un proceso recesivo, todos ceden. “Hay un tema de costo de oportunidad acá. Los que creemos que esto va a repuntar nos stockeamos e invertimos porque lo que comprás hoy el año que viene va a ser más caro por la mejora de la economía”, repetía el banquero.

Así las cosas, en el universo de los bancos se espera que el rebote de la economía para el año que viene sea algo más que un año de desahogo. De hecho, si bien cada uno tiene sus guarismos, piensan que la economía argentina puede crecer entre 3% y 4% anual durante los próximos tres años bajo el mandato de Mauricio Macri. El año próximo, según el Presupuesto Nacional que comenzó a debatir la Cámara Alta, se estima en 3,5%, algo que dijo el mismo ministro de Hacienda y Finanzas Públicas, Alfonso Prat-Gay, que puede ser incluso mayor.

En ese sentido, ahora las aguas están divididas. Los que creían que la economía iba a crecer más de 4% el año próximo e incluso hasta 5% (pronóstico que igualmente mantiene el economista Miguel Bein) están recalculando. “La recuperación viene más lenta de lo que nosotros pensábamos y la verdad es que la inversión, factor clave para que esto repunte, no aparece como se esperaba”, se sinceró otro ejecutivo de un banco privado.

Los números de las últimas encuestas entre los players más relevante del mercado marcan que el crecimiento que se logre, de todas formas, será constante. Esto se ve, por ejemplo, en el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM), un sondeo que hace el BCRA entre entidades y consultoras. En el último informe, publicado el miércoles, no sólo revisaron hacia abajo el PIB de este año (que se contraerá 2% y constituyó la cuarta revisión a la baja) sino que mantuvieron constante el pronóstico de crecimiento para los próximos años. En promedio, entre 3,3% y 3,5% se crecería en 2017, 2018 y 2019.

“La clave va a seguir siendo la inversión. En ese orden los números que se mostrarán luego del blanqueo van a ser muy buenos. Seguimos confiados en que las políticas que se estuvieron llevando adelante vinieron para quedarse, algo que le dará estabilidad al país y a las inversiones que vengan”, acotó otro hombre fuerte del sistema financiero.

El riesgo electoral, por las elecciones del año que viene, no desvelaría demasiado a los banqueros. “Si crees que las reformas que realizó este Gobierno no van a perdurar, entonces no habría que poner ni un mango en este país. Retroceder después de esto sería suicida. Pero no creemos que eso pase, pensamos que las elecciones salgan como salieren no van a cambiar las reformas de fondo que se hicieron”, decían desde un banco privado, confiados en que el crecimiento promedio de los próximos tres años “siendo conservadores” será 4% anual. “Veremos si nos equivocamos, pero no creo. En algún momento tiene que venir la pata de la inversión y creemos que el año que viene es el del despegue”.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés