El Economista - 70 años
Versión digital

mie 20 Oct

BUE 15°C

Versión digital

mie 20 Oct

BUE 15°C

“El BCRA prevé que la economía consolide su crecimiento”

Según el Informe de Política Monetarua (IPOM) del 3º trimestre

19-10-2017
Compartir

La economía está creciendo, y lo seguirá haciendo. Esa es la visión, grosso modo, que tienen en el BCRA y que, en rigor, comparten la mayoría de los economistas del sector privado. Según el IPOM, difundido ayer, “la expansión de los últimos doce meses, a un ritmo en torno a 4% anualizado, permitió que el PIB superara el máximo de 2015 en el tercer trimestre de este año”.

A su vez, “la nueva configuración económica, junto con las acciones tendentes a fortalecer la estabilidad macroeconómica, condujeron a una reducción del costo del capital y extendieron el horizonte de planificación de las empresas y familias”. Además, el IPOM sostiene: “La fase actual de crecimiento se caracteriza por una mayor intensidad de la inversión y está acompañada de aumentos difundidos en el empleo a nivel sectorial. Hacia delante, estas tendencias se fortalecerán, permitiendo quebrar el estancamiento de la economía de los últimos seis años”.

Y, ¿hacia adelante? “Como consecuencia de la nueva configuración macroeconómica, el BCRA prevé que la economía consolide su proceso de crecimiento, dejando atrás la etapa de estancamiento tendencial”, dice el reporte. En rigor, además del Presupuesto 2018, que estipula una suba de 3,5% en el PIB para 2018, esa visión “es compartida por los participantes del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) quienes proyectaron que la economía continuará expandiéndose anualmente 2,8%, 3% y 3,2% entre 2017 y 2019”.

Para cimentar su visión, el BCRA enumera 7 drivers.

“La mayor certidumbre macroeconómica junto a las perspectivas favorables de crecimiento de la economía y la productividad, en conjunto con la caída de costo del capital, continuarán siendo determinantes para impulsar la inversión”, dice.

El desarrollo de la infraestructura será un factor clave para dinamizar la productividad de la economía, agrega.

La Ley de Participación Público-Privada (PPP), el acuerdo por productividad para la explotación de Vaca Muerta y la adjudicación de proyectos de producción de energías alternativas en el marco de RenovAR, permitirán el desarrollo de proyectos de infraestructura, tecnología y energía, entre otros. Según datos de la Jefatura de Gabinetes, la inversión en infraestructura pasará de $269.417 millones (2,6% del PIB) en 2017 a $ 436.313 millones en 2018 (3,5% del PIB) incrementándose 50% en términos reales.

“El gran potencial de los créditos hipotecarios en UVA en un marco de bajo nivel de endeudamiento de las familias y de las empresas (el crédito hipotecario es 0,9% del PIB en Argentina vs 10% del PIB en promedio en otras economías emergentes), favorecen el desarrollo de las actividades inmobiliarias y la construcción. La evidencia empírica sugiere que se puede seguir facilitando el acceso a la financiación de viviendas a través de un marco legal robusto y un entorno macroeconómico estable”, agrega el BCRA.

Asimismo, “las mejores perspectivas de los socios comerciales impulsarán las ventas externas de manufacturas de origen industrial, que junto a una cosecha en torno a sus máximos históricos conducirán a una expansión de las exportaciones”.

Por su parte, “el consumo continuará siendo impulsado por el crecimiento del empleo y por la baja de la inflación que fortalece el poder adquisitivo de los salarios e impacta positivamente en la confianza del consumidor”.

“Desde el punto de vista de la oferta, la utilización de los factores productivos se encuentra por debajo del nivel que ocasionaría presiones inflacionarias, dinámica que seguirá siendo monitoreada por el BCRA”, agregan, como conclusión.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés