El Economista - 70 años
Versión digital

jue 23 May

BUE 14°C

Abad le pidió a las provincias que apoyen y se sumen al blanqueo

El titular de la AFIP sostuvo que su adhesión es clave “para que no se generen costos adicionales de tributos provinciales”.

24 agosto de 2016

El titular de la AFIP, Alberto Abad, se mostró ayer esperanzado con la posibilidad de que las provincias adhieran al programa del blanqueo de capitales para poder minimizar los costos impositivos de exteriorizar, no sólo por el ahorro en los pagos de tributos nacionales sino también en los provinciales. “Esperemos que las distintas jurisdicciones comiencen a adherir en el corto plazo para que no se generen costos adicionales de tributos provinciales”, afirmó Abad a Télam.

Abad disertó en un seminario organizado por la Cámara Argentina de Comercio (CAC) y se refirió a la necesidad de coordinación entre la Nación y la provincias. Hasta ahora, sólo Córdoba adhirió pero se espera que el resto de las provincias gobernadas por Cambiemos lo hagan a la brevedad. Las dudas surgen especialmente en torno a cuál será la actitud de las que están gobernadas por opositores.

Al respecto, el subdirector general de Coordinación Técnico Institucional de la AFIP, Roberto Sericano, se mostró preocupado por la situación. “Todavía no hay adhesión de las provincias a la exteriorización y sería importante que lo hicieran. Se trata de una ley de excepción y, por lo tanto, tiene normas de excepción, con definiciones distintas a las tradicionales”, indicó.

“Motor de arranque”

“La apuesta es a que el blanqueo sea el motor de arranque de la economía”, sostuvo Abad, aunque también afirmó que para eso primero “será necesario bajar la inflación”. El recaudador explicó que el mes de octubre será clave para poder ver hasta qué punto llegará el éxito del blanqueo. Hasta fin de ese mes se podrá depositar en bancos o sociedades de Bolsa las tenencias en efectivo por fuera del sistema financiero, que quedarán inmovilizadas por seis meses.

El subdirector general de Asuntos Jurídicos de la AFIP, Eliseo Devoto, explicó que “la inmovilización del dinero por seis meses implica la apertura de una cuenta bancaria especial, con CBU, y tantas cuentas como destino vayan a darle a ese dinero. Como contrapartida le entregaremos al contribuyente un ticket o comprobante para respaldarlo ante el banco en el inicio del trámite”.

Más en general, acerca del espíritu del régimen, Abad dijo: “El régimen de sinceramiento fiscal es un nuevo punto de partida para ordenarnos, ya que es un mecanismo que puede ayudar a reparar el pacto fiscal que, por distintas razones, como el cepo, está fuera de caja”. Aun así, Abad opinó que el blanqueo es sólo un primer paso de cara a un crecimiento sostenible. “Es apenas un punto de partida para demostrarnos como sociedad hacia dónde queremos ir: si apostamos a la foto o la película, porque si dentro de tres años se sugiere un nuevo blanqueo no habremos aprendido nada”, dijo. Se refirió además a uno de los puntos que hacen del blanqueo un proyecto promisorio: la dimensión global. “La globalización rompió las fronteras. Ahora las reglas de juego trascienden los derechos positivos y las lógicas de los países. Inexorablemente se viene una nueva institucionalidad, en la cual aparecen la regulación y el control, concretamente a través del intercambio automático de información”, expresó.

Más voces

En general las voces que se escucharon ayer en la jornada organizada por la CAC fueron de optimismo y apoyo al blanqueo. Quien también dio su punto de vista acerca de la naturaleza y el potencial éxito del blanqueo fue el propio presidente de la CAC, Jorge Di Fiori, quien fue categórico: “Hemos estafado al mundo y ya no confían en nosotros. Las inversiones que se necesitan vendrán recién cuando confiemos en nosotros mismos”.

“La CAC siempre ha sido contraria al blanqueo por considerar que es un castigo al que cumplió y un premio al que evadió, pero en los últimos doce años, con cepos y prohibiciones, la sociedad intentó proteger su patrimonio. Es necesario tratar de recuperar la confianza en nosotros mismos porque la Argentina necesita inversiones”, sintetizó Di Fiori en la apertura de la jornada.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés