El Economista - 73 años
Versión digital

sab 20 Jul

BUE 8°C
Chile

Gabriel Boric, un líder con principios firmes

A diferencia de sus pares latinoamericanos, el líder chileno critica tanto a los dictadores de derecha como de izquierda

Gabriel Boric, un líder con principios firmes
31 mayo de 2023

Gabriel Boric, el presidente de izquierda de Chile, tiene muy claros sus principios. Por ello, critica a todos los dictadores por igual, sin importarle si son de derecha o izquierda.

En el marco del 50 aniversario del golpe de Estado que Augusto Pinochet lideró contra Salvador Allende, la encuestadora Cerc-Mori reveló que actualmente el 36% de los consultados cree que los militares "tenían razones" para derrocar al gobierno de Allende, el mismo porcentaje que obtuvo el sondeo hace dos décadas y un 20% más que hace 10 años.

Inmediatamente, Boric, quien es uno de los promotores de una nueva Constitución para remplazar a la heredada de la dictadura de Pinochet, catalogó a este último como "un dictador, esencialmente anti demócrata, cuyo gobierno mató, torturó, exilió e hizo desaparecer a quienes pensaban distinto. Fue también corrupto y ladrón".

"Cobarde hasta el final hizo todo lo que estuvo a su alcance por evadir la justicia. Estadista jamás", agregó.

Por otro lado, el martes, tras la cumbre de mandatarios latinoamericanos celebrada por Lula da Silva en Brasil, se mostró muy crítico del líder del PT por defender al venezolano Nicolás Maduro.

Pese a las pruebas de que Maduro ha boicoteado elecciones y violado derechos humanos, Lula consideró que Venezuela era víctima de "narrativas" o relatos realizados por rivales políticos.

Sin embargo, Boric dijo que lo que ocurre en Venezuela "no es una construcción narrativa, es una realidad, es grave y yo tuve la oportunidad de ver, vi el horror de los venezolanos. Esta cuestión exige una posición firme".

Las palabras de Boric cobran mayor relevancia si se tiene en cuenta que otros líderes de izquierda de la región, como el propio Lula o Alberto Fernández, no critican a Maduro, ya que este es su aliado ideológico. 

El único mandatario que apoyó la postura de Boric fue el uruguayo Luis Lacalle Pou, más cercano a la centro derecha, quien dijo que quedó "sorprendido cuando se habló de que lo que sucede en Venezuela es una narrativa. Si hay tantos grupos en el mundo que están tratando de mediar para que la democracia sea plena en Venezuela, para que se respeten los derechos humanos, lo peor que podemos hacer es tapar el sol con un dedo".

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés