El Economista - 73 años
Versión digital

mar 16 Jul

BUE 15°C
Corrida contra el peso

Los extranjeros podrán vender hasta US$ 5.000 al valor del MEP: economistas anticipan un impacto bajo

El BCRA busca captar algunos de los dólares que hoy se veden en el circuito informal.

Apenas el 15% de los dólares de los visitantes se vuelcan al Mercado Unico Libre de Cambios (Mulc)
Apenas el 15% de los dólares de los visitantes se vuelcan al Mercado Unico Libre de Cambios (Mulc)
22 julio de 2022

El Gobierno oficializó ayer, tras la reunión de gabinete económico, que los turistas extranjeros podrán vender hasta US$ 5.000 al tipo de cambio financiero en entidades autorizadas. También aseguraron que se agilizará el acceso a divisas para el pago de importaciones.

La medida que adoptará el Banco Central permitirá la venta de moneda extranjera en entidades autorizadas a operar en el mercado de cambios, con la presentación de la documentación identificatoria utilizada para el ingreso al país y el pasaje comprobante de viaje, informó ayer el Ministerio de Economía.

"Además, deberán requerir una declaración jurada de la persona humana no residente en la que conste su condición de turista y que, en los últimos 30 días corridos y en el conjunto de las entidades, no ha realizado operaciones que superen el monto fijado", detalló la entidad.

El tipo de cambio será el que surja de las operaciones en el mercado financiero (dólar MEP o “Bolsa”), el cual ronda actualmente los $320. 

La decisión se tomó durante la reunión de gabinete económico encabezada ayer por la mañana por la ministra Silvina Batakis, y tiene como objetivo ofrecer una cotización más beneficiosa y permitir que el BCRA capte parte de esos dólares que hoy se destinan, en su gran mayoría, al circuito informal. 

Apenas el 15% de los dólares de los visitantes se vuelcan al Mercado Único Libre de Cambios (Mulc) ya que la venta en el circuito informal les ofrece más de $300 por unidad, mientras que en el formal se entregan alrededor de $136 por dólar.

"Los dólares que ingresan por la venta al MEP se contabilizan en las reservas", indicaron fuentes oficiales en relación al impacto de la medida sobre las arcas del Banco Central.

Asimismo, señalaron que cada operación que realice cada banco deberá tener como contrapartida un boleto a nombre del cliente en el que se deje constancia del monto de moneda extranjera recibida y el monto en pesos entregado.

La autoridad monetaria se desprendió de US$ 50 millones ayer, dejando un saldo negativo de US$ 997 millones en lo que va del mes (vs +US$ 1.037 millones en el mismo periodo 2021)

"La cotización está referenciada en el valor del dólar MEP porque el turista no hace la operación de compra de títulos y venta con liquidación en moneda extranjera. Llega y se va, no se queda a esperar que se haga esa operación. La casa de cambios o el banco después tiene que vender esos dólares en el MEP y tiene 2 días para hacerlo", dijeron fuentes del Banco Central a Télam. Sobre este último punto aclararon que el banco o la casa de cambio "puede juntar los dólares que compró a lo largo de la jornada y hacer una única operación de MEP" ya que "no está obligado a hacer una operación por cada compra de dólar a un turista".

Por último, explicaron que "el dólar de referencia es el MEP" ya que el dólar contado con liquidación (CCL) "es para operaciones con ingreso o egreso de divisas al país", algo que no aplica en este caso.

Guido Lorenzo, de LCG, en diálogo con El Economista, afirmó que las medidas “tienen impacto en el margen y no se soluciona nada de fondo”. Agregó que “era necesario porque no tenía sentido que el turista tuviera que ir a una casa de cambio y vender en el mercado paralelo, pero no tiene un efecto significativo”. La mayoría de los gastos, dijo, “se realizan con tarjetas”.

Por su parte, el economista y decano de la Escuela de Gobierno de la Universidad Torcuato Di Tella (UTDT), Eduardo Levy Yeyati, expresó a través de su cuenta de Twitter: “Lo del dólar turista extranjero sólo podía tener sentido práctico en modo digital, evitando el costo de acarrear billetes. Lo hicieron solo efectivo. Incomprensible”. Además, agregó: “Pensaba que el desdoblamiento cambiario sería el mal menor hasta que ví como implementaron el dólar turista”.

Si un turista va a un banco y cambia US$ 5.000 a $320, le darían $1.600.000, aproximadamente. Es decir, 1.600 billetes de $1.000.

“Lo del dólar turista extranjero es en el mejor de los casos una medida disparatada que no tendrá consecuencias. No les sirve a los turistas y ni a los bancos. Pero en algún momento puede generar un nuevo rulo en las fronteras. Inexplicable la falta de calle y sentido común”, dijo Paco Gismondi (Empiria Consultores)  en su Twitter.

En diálogo con El Economista, Martín Kalos dijo: “Es la primera vez que Argentina un tipo de cambio múltiple diferenciado de manera oficial desde los '80. Esto es un desdoblamiento parcial para un sector de la economia y un sector de las operaciones. No tiene un impacto directo en la corrida cambiaria, y apunta a una de las operaciones de entrada de dólares. Hay que ver si realmente es efectiva en el segmento turístico porque en el mejor de los casos lo que se le propone al turista es que vaya presencialmente a una casa de cambio o banco y cambie hasta US$ 5.000 por un tipo de cambio que seria el financiero. Hoy por hoy la operatoria para esos turistas es que en el mismo hotel les ofrecen cambiarlos al tipo de cambio blue. Entonces ahí hay una cuestion en el tiempo que les puede llevar, en la burocracia y ademas de que son hasta US$ 5.000. Alguien que quiere cambiar mas de US$ 5.000 va a querer seguir yendo al blue. Ahi surge una pregunta: ¿por qué, si se puede entrar con US$ 10.000 de manera legal a Argentina sin declarar, no se puede vender esa cantidad en el mercado que está creando el Gobierno?”.

Por otro lado, Kalos, economista y Director de EPyCA Consultores, agrega que las casas de cambio y las entidades bancarias que luego tienen que, con esos dolares que les vendieron, “operar 48 horas después tienen un riesgo”.

“Donde sí puede tener cierto uso, pero sería un abuso del esquema, es en la frontera donde podría pasar que alguien del exterior que cruce la frontera se presente como turista en un banco y quiera hacer uso de esta normativa. Hay que ver qué precauciones toma el Gobierno para que no haya abusos y esto no termine funcionando como un arbitraje que facilita incluso operaciones de contrabando a través de la frontera”, advirtió.

Otras medidas

Durante el encuentro también "se decidieron acciones tendientes a mejorar las condiciones de acceso al mercado de cambios para el pago de importaciones de insumos para sectores estratégicos y así garantizar la continuidad de distintos procesos productivos".

Participaron de la reunión de gabinete económico, además de Batakis, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni; la secretaria Legal y Técnica de la Presidencia, Vilma Ibarra; el presidente del Banco Central, Miguel Pesce y la titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos, Mercedes Marcó del Pont.

También formaron parte del encuentro el presidente del Banco de la Nación Argentina, Eduardo Hecker; el titular de la Comisión Nacional de Valores, Sebastián Negri y la jefa de gabinete del Ministerio de Desarrollo Productivo, Camila Cabral. 

Batakis estuvo acompañada en la reunión por la secretaria de Política Económica, Karina Angeletti; el secretario de Finanzas, Eduardo Setti; y el secretario Legal Administrativo, José Ballesteros.

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés