Elecciones

FdT en Santa Fe: optimismo moderado hacia el 14-N

En el peronismo creen que pueden mejorar la performance de las PASO y que hay margen para crecer

Marcelo Lewandoski y María de los Angeles Sacnun
Pablo Varela Pablo Varela 01-11-2021
Compartir

La provincia de Santa Fe es uno de los ocho distritos en los que se elegirán senadores y es por eso que buena parte de la atención se posará el próximo 14-N en la provincia gobernada por el peronista Omar Perotti, que escasos días atrás, pasó un mal trago al presentarse en el Monumento a la Bandera al participar de una marcha contra la Inseguridad. 

Con dos senadurías puestas en juego por parte del peronismo, el primer tramo de la campaña estuvo centrada en disputar la interna y obtener un triunfo con la lista encabezada por Marcelo Lewandowski, quien jugó con la banca de la Casa Rosada, Cristina Kirchner y el propio gobernador, contra el ahora exministro de Defensa, Agustín Rossi. 

Fuentes del peronismo santafesino aseguraron ante El Economista, que, si bien no hubo foto entre Perotti y Rossi, la gran mayoría de las agrupaciones del peronismo viene trabajando sin problemas de cara a las generales, pensando en poder revertir el resultado de las PASO, y que tanto Marcelo Lewandoski como María de los Angeles Sacnun, puedan acceder a una banca en el Senado. 

Quien estuvo activo en ese rol fue la mano derecha del gobernador, Roberto Mirabella, que mantuvo encuentros con distintos referentes como Eduardo Toniolli (Evita) y Leandro Bussato (rossismo). 

Distinta es la situación con la vicegobernadora, Alejandra Rodenas. En el perottismo describen como “tensa” la relación con la referente del NES (Nuevo Espacio Santafesino) y califican de “injustificable” la jugada de Rodenas, que acompañó a Rossi en la fórmula para el Senado.   

Si bien la estrategia de comunicación de la campaña está centrada en la gestión provincial, no deja de estar ratificado el apoyo de la Casa Rosada

Si bien la estrategia de comunicación de la campaña está centrada en la gestión provincial, no deja de estar ratificado el apoyo de la Casa Rosada, que con el objetivo de la preservación de quórum propio en el Senado, invierte esfuerzos y recursos en la provincia. 

Al anuncio en materia de seguridad realizado semanas atrás por Aníbal Fernández (envío de más de 1.500 gendarmes), se suma la reciente visita del ministro de Agricultura, Julián Domínguez, y la estadía viernes y sábado del ministro del Interior, Eduardo de Pedro, quien estuvo tanto con el gobernador como los candidatos, anunciando fondos para municipios. 

En las PASO, las listas del FdT sumadas obtuvieron 29% mientras que Juntos por el Cambio, que tuvo cuatro listas, cosechó el 39% de los votos. En ese marco, en el peronismo de Santa Fe creen que mientras Lewandowski (que fue de manera individual el candidato más votado) puede subir 5 puntos, la lista de JxC (encabezada por Carolina Losada) podría bajar 5 sobre todo, ante la dificultad de retener los votos de todas las listas. 

Además, en el comando de campaña del peronismo manejan cifras que indican que en los barrios y departamentos en los que habitualmente se impone el FdT, hubo niveles de participación de hasta 50%, mientras que en sectores más proclives a JxC, la participación orilló el 70%.         

Algunas fuentes de JxC santafesino, señalan que ciertos sectores perdedores de la interna no están “militando la boleta”. Incluso, apuntan a Maxi Pullaro, que fue funcionario del Frente Progresista, y que hasta hace poco integraba el mismo bloque en la Legislatura provincial. En la estrategia de nacionalizar la campaña, muchas figuras de otros distritos desembarcaron en los últimos días: entre ellos Horacio Rodríguez Larreta, Martín Lousteau, Facundo Manes y Martín Tetaz. 

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés