El Economista - 73 años
Versión digital

mar 23 Jul

BUE 12°C
Tendencias

¿Por qué cada vez más startups contratan un CTO fraccional?

En un contexto global donde la economía tambalea y la inversión en capital de riesgo sigue cayendo, las startups tecnológicas se enfrentan a un desafío inmenso: mantenerse a flote y, además, innovar.

¿Por qué cada vez más startups contratan un CTO fraccional?
Mercedes Caracotche 09 agosto de 2023

En un contexto global donde la economía tambalea y la inversión en capital de riesgo sigue cayendo, las startups tecnológicas se enfrentan a un desafío inmenso: mantenerse a flote y, además, innovar. 

En medio de esta coyuntura, una nueva tendencia emerge y en muchas empresas tecnológicas se abre el debate sobre la contratación de un CTO fraccional (Chief Technology Officer, por sus siglas en inglés)

  • ¿Qué tipo de rol es? 
  • ¿Cómo evaluar su incorporación? 
  • ¿Por qué podría ser la clave para la supervivencia y el éxito en un cambiante panorama tecnológico? 

El concepto de CTO fraccional es simple pero poderoso: ofrece una solución inteligente y rentable para las empresas emergentes que buscan mantener su estrategia tecnológica alineada con su negocio. Mantener esta posición a tiempo completo puede ser costoso para una startup en sus primeras etapas, por eso es preferible contratar a un profesional con experiencia en un rol de CTO a tiempo parcial

Así, la empresa logrará beneficiarse de la experiencia y las habilidades de un experto tecnológico con este seniority, sin tener que asumir el alto costo que implica contar con un ejecutivo a tiempo completo. 

Las ventajas de contar con un CTO fraccional

Primero, reduce los costos. En tiempos de recesión y desinversión de capital de riesgo, éste es un punto que desvela a las startups, ya que necesitan reducir gastos sin sacrificar la calidad de su producto o servicio. 

En segundo lugar, ofrece una visión objetiva y menos sesgada. Un CTO fraccional no está tan inmerso en la dinámica diaria de la empresa, lo que le permite tener una perspectiva más amplia. Este punto puede ser invaluable cuando se trata de tomar decisiones estratégicas y evitar errores costosos.

Además, un CTO fraccional puede aportar una gran cantidad de experiencia y conocimientos acumulados de otras empresas y startups, lo que puede resultar un gran beneficio para las startups en su fase inicial, ya que necesitan una guía experta para navegar por los desafíos de la tecnología y el crecimiento.

¿Cuál es el mejor momento para contratar un CTO fraccional?

Es importante destacar que un CTO fraccional no es un rol que pueda responder a las demandas de todas las empresas. La clave es reconocer la etapa de madurez y el momento propicio para avanzar con la contratación. 

Los casos de uso más recurrentes en Argentina y la región son: 

  • Startups sin co-founder tecnológico: cuando existe un problema, una solución y poco dinero para hacer un producto mínimo viable, es probable que la decisión de apoyarse en un CTO fraccional sea rentable. Este rol tiene la capacidad de agilizar la salida al mercado para validar la idea y, a la vez, asegurar que las acciones del presente no generen impedimentos para escalar el negocio en el futuro. Muchas startups comienzan con una software factory externa y no todos los founders saben lidiar con ello.
  • Startups con un producto operativo: cuando la inversión principal se orienta al crecimiento de la cartera de clientes y la empresa proyecta una nueva serie, es un momento óptimo para contar con un CTO fraccional que permita mantener costos bajos en tecnología.
  • Formar un equipo de ingeniería propio: cuando las startups cuenten con capacidad financiera que asegure más de un año y medio de un equipo de ingeniería propio, un CTO fraccional permitirá contratar y seleccionar talentos y formar al Tech Lead que podría ocupar el rol de CTO en el futuro.
  • Technology Advisor: el CTO tiene la capacidad para aportar una visión estratégica y definir la dirección tecnológica de la empresa. Esto puede incluir la elección de las tecnologías adecuadas, la evaluación de las tendencias y oportunidades emergentes y la alineación de la estrategia tecnológica con los objetivos de negocio.

En tiempos inciertos y desafiantes, las startups tecnológicas necesitan ser inteligentes y creativas en cómo manejan sus recursos. La capacidad de adaptarse a nuevas tendencias y encontrar soluciones innovadoras a los problemas tradicionales puede ser la diferencia entre el éxito y el fracaso en el mundo de los negocios. Como siempre, el crecimiento de la empresa dependerá de la ejecución, pero con la guía correcta, las startups pueden navegar estas aguas turbulentas y salir adelante.

Por esto es que la figura del CTO fraccional es una adición valiosa para las tecnológicas ya que ofrecen la experiencia necesaria y ayudan a mantener los costos bajo control. Cada vez son más las startups que contratan este rol y esto es el reflejo de un cambio fundamental en la forma en que las tecnológicas operan y estructuran su liderazgo. 

Sin duda, es un fenómeno que merece más atención y análisis, y puede ser la clave para que las startups continúen superándose en entornos inciertos y competitivos, comprendiendo el valor de renovarse y evolucionar.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés