El PJ en busca de una unidad más amplia, sale fortalecido tras su Congreso en Ferro

06-03-2020
Compartir

El 7 de marzo del año pasado, el PJ recién salía de la intervención de la Justicia. Y en un congreso en el estadio de Ferro buscaba una estrategia más o menos unificada para enfrentar a Cambiemos, en el gobierno en ese momento. El límite debía ser Mauricio Macri, se decía. Pero no estaba claro todavía como construir esa confluencia necesaria. Mientras que Alberto Fernández retornaba al partido como representante de Cristina Kirchner, la principal referente del peronismo, resistida todavía por algunos dirigentes.

Un año después, el panorama parece ser otro. La unidad fue más amplia de lo entonces pensada y, como principal estructura del Frente de Todos, hoy gobierna el país con Fernández como presidente, Cristina como vice y la mayoría de los dirigentes que se resistían dentro de su esquema orgánico. Por caso, los representantes de Córdoba y Salta volvieron tras varios años de diferencias con la conducción partidaria (y con el kirchnerismo, en particular). Mientras el histórico legislador del espacio, Miguel Angel Pichetto, candidato a vice de Juntos por el Cambio quedó a un paso de su expulsión.

En el Congreso se convocó formalmente a las elecciones internas del 3 de mayo y hubo un pedido unánime a favor de armar una lista de unidad que contenga a los diversos sectores del peronismo. “Tengo puesto el mameluco de la unidad”, dijo el diputado sanjuanino José Luis Gioja, que busca la reelección al frente del partido. Su contrincante, con las mismas aspiraciones, es el gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, que estuvo ausente.

El plenario partidario sesionó con 562 congresales de todo el país, a los que se sumaron decenas de invitados. Y sirvió, además, para respaldar al gobierno de Fernández y su renegociación de la deuda externa. Con el título “Siempre del lado del pueblo”, el PJ afirmó que “comparte la postura” de Fernández “cuando afirma que los recursos para pagar la deuda no serán producto del hambre y la destrucción de los sueños de las familias argentinas”.

“Nuestra postura es clara y coincidente con el Presidente: nosotros estamos siempre del lado del pueblo”, sostiene el documento que se leyó y que tuvo el aplauso de todos los concurrentes. De todos modos, la mayor ovación de la jornada fue cuando Gioja reconoció “la grandeza inmensa” que tuvo la ahora vicepresidenta Cristina al proponer la fórmula, corriéndose del lugar protagónico pero “sin irse a casa y quedándose a ayudar”.

En tanto, Pichetto quedó al borde de la expulsión. Lo propuso el presidente del PJ rionegrino, Martín Soria, para quien el excandidato a vicepresidente fue “uno de los ideólogos” de la intervención del peronismo en el 2018. “La carta orgánica de nuestro partido autoriza al tribunal de disciplina a iniciar de oficio (el proceso)”, explicó Soria.

Por primera vez en muchos años, el Congreso partidario contó con la presencia de congresales de Córdoba tras el descongelamiento de las relaciones con el gobernador de esa provincia, Juan Schiaretti, y también de Salta.

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés