Wall Street pasa a modo defensivo por la Fed

Crecen las expectativas de los mercados financieros sobre una suba del costo del dinero tan pronto como en junio.

20-05-2016
Compartir

Las acciones de Estados Unidos cayeron ayer a sus mínimos en más de un mes debido al aumento de las expectativas de que la Reserva Federal subirá las tasas de interés, incluso tan pronto como en junio. El dólar avanzó a nivel global, las materias primas bajaron y aparecieron advertencias para los mercados emergentes.

El índice Standard & Poor´s 500 terminó la sesión a 2.040 puntos, con una caída de 0,37%. Ahora se ubica en sus niveles de fines de marzo, cuando había recorrido gran parte del repunte que vivió la plaza financiera después de que la presidenta de la Fed, Janet Yellen, marcó un tono cauto para la política monetaria debido a los temores sobre la economía china.

La baja de la última sesión fue una continuación de las pérdidas que se desataron el martes, cuando las minutas del banco central norteamericano reflejaron una visión bastante más estricta para las tasas de lo que calculaban los operadores financieros. Ayer, lo que afectó al mercado fueron las palabras del vicepresidente del organismo, Stanley Fischer, y del jefe de la Fed de Nueva York, William Dudley.

Fischer, diplomático como siempre, evitó referirse a la perspectiva del costo del dinero directamente. Sin embargo, trazó un cuadro de una economía fuerte, que es lo que necesitan ver los funcionarios para subir las tasas. “Ahora que estamos cerca del pleno empleo y aproximándonos a nuestra meta de inflación, lo que más necesitamos es un crecimiento potencial más rápido”, declaró.

Mucho más concreto fue Dudley, quien afirmó: “junio definitivamente es un encuentro posible (para elevar la tasa), dependiendo de cómo evolucionen los datos”. El mercado de futuros ayer asignaba una posibilidad de 26% de que eso ocurra el mes que viene, algo debajo de la probabilidad estimada el martes, pero muy arriba del margen casi nulo proyectado hasta la semana pasada.

Aparte de la Bolsa de Nueva York, el giro verbal de la Fed se sintió en los otros mercados. El dólar alcanzó su máximo en siete semanas contra el euro, que se cotizó en un momento de la jornada a 1,1181 unidades de la moneda estadounidense. El precio del petróleo llegó a desplomarse alrededor de 3%, aunque luego recortó las pérdidas.

“El cambio clave en términos de mercado es que pasamos de un FOMC (siglas en inglés del comité monetario de la Fed) que buscaba cualquier excusa para no subir las tasas, a uno que ahora apunta a subirlas siempre que las condiciones económicas y de los mercados de activos estén bien”, dijo Steven Englander, de CitiFX.

“En el corto plazo, los mercados emergentes son los más vulnerables”, agregó. “Digerir bien un escenario de dos subas de tasas en el año podría ser el preludio para una segunda ronda de compras de mercados emergentes, pero primero tenemos que dejar atrás el ajuste (...) los exportadores de materias primas tendrán una reacción mixta: menores precios de materias primas, pero con una moneda más barata”.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés