El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 12°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 12°C

Con el fuelle de la emisión, cambian bajas por subas

Las Bolsas ganaron hasta el 3%, el petróleo saltó más de 4% y la soja superó otra vez los US$ 400.

13-07-2016
Compartir

por Luis Varela

Transcurridas apenas tres semanas desde la decisión de los británicos de separarse de la Unión Europea, los Bancos Centrales del mundo lograron sacar a los mercados de todas partes de un momento de bajón y duda: a través de alta emisión de moneda hicieron que ayer los precios de todos los valores riesgosos, que habían temblado con el Brexit, se pusieran claramente para arriba.

El foco de la euforia estuvo centrado en el precio de las acciones. Hubo subas importantes en casi todos los mercados, con valores récord para el Dow Jones en Wall Street, pero hay recintos que ayer tuvieron subas de casi 3% y que estiran sus repuntes de los últimos días a diferencias de hasta el 11% de recuperación, como en las Bolsas de Milán o Tokio.

Los operadores parecen convencerse de que los gobiernos emitirán toda la moneda que sea necesaria para que el mundo no caiga en un momento recesivo: ayer, con la estimación de que el crecimiento puede sostenerse, el valor que más brilló de todo el espectro fue el barril de petróleo, cuya cotización subió casi 4%, desde US$ 44,50 a casi US$ 47.

Detrás de la mejora en el petróleo estuvieron firmes casi todos las commodities. La soja emergió, y volvió a cotizar arriba de los US$ 400 en Chicago. Y también hubo valores recuperados en casi todos los metales básicos, con las consultoras revisando sus últimos informes y realizando nuevas estimaciones para 2017.

Como si se tratara de dos pinzas que comprimen desde dos extremos, la onda de tranquilidad hizo que ayer el yen retrocediera muy fuerte contra el dólar y que, al mismo tiempo, la libra esterlina recuperara mucho valor. Todo con un marco en el que el nerviosismo fue desapareciendo, con algunos inversores desensillando de los metales preciosos, y haciendo que las cotizaciones de la onza de plata y oro achicaran levemente.

En Argentina, mientras tanto, con el Gobierno haciendo ajustes y realizando trámites ante la Corte por el tema del tarifazo, el mercado cambiario siguió con el dólar muy ofrecido: tanto que el dólar oficial bajó hasta $ 14,90, con el blue sostenido en $ 15,09 y con una brecha cambiaria que nuevamente araña el 2%, pero con el dólar mayorista para abajo en $ 14,58 y el contado con liqui declinando hasta 14,68.

La floja cotización del dólar obligó a los bancos oficiales a comprar billetes verdes para intentar sostener el precio, y haciendo que las reservas del BCRA sigan remontando, por lo que en lo que va de este año el respaldo de la autoridad monetaria creció en US$ 8.312.000.000, hasta totalizar en este momento los US$ 33.874.000.000.

Con esta situación de tranquilidad cambiaria, el Banco Central sorprendio al mercado a mantener las tasas de interés de las Lebac sin cambios, pagando 30,25% anual en las posiciones más cortas y 26,95% anual en las posiciones más largas.

La decisión conservadora del BCRA fue vista por el mercado como una señal que demuestra cierta intranquilidad en Federico Sturzenegger. El titular del Central se reunió con varios economistas y está revisando la estrategia de Alfonso Prat-Gay. Ocurre que debido a la imposibilidad de cobrar más tarifas en el gas, todas las cuentas del sector público se ponen en duda, de ahí que ayer se observó una consistente baja en los precios de los títulos públicos, con bajas del 1 al 3% para los bonos PMD18, TVPY, TVPP, PAA0, CO17, PMN18 Y AO20.

Las acciones, sin embargo, volvieron a registrar otra rueda muy firme y con buen volumen de negocios. Todo está preparado para que hoy el presidente Macri asista a la celebración del aniversario de la Bolsa, para cumplir con el lanzamiento del nuevo mercado. Acompañando el momento, el índice MerVal de papeles líderes volvió a subir.

Con ese marco, ayer hubo varios papeles que literalmente volaron: se anotó un salto de 3 al 14% para papeles como Petrolera del Conosur, Semino, Consultatio, Rigolleau, TGN, Morixe, Introductora, Ledesma, Telefónica, Dycasa, Molinos, Rosembusch, Petrobras Brasil, Casado, Minetti, Ferrum y Colorín.

El particular clima de optimismo, con el viceministro de Hacienda pronosticando una suba del PIB del 5 al 6% en 2017, se está dando a pesar de que ayer mismo la Unión Industrial Argentina indicó que la producción industrial cayó 5% en mayo. Y tampoco parece importar que la industria automotriz tiene 4.000 operarios suspendidos. Y que las consultoras hayan dado a conocer ayer que la inflación (Congreso) fue del 2,9% en junio, del 27% en el primer semestre y del 45,3% en los últimos doce meses. Así como parece haber quedado en el ayer, estos números malos también se ven como ayer en el mercado local.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés