El Economista - 70 años
Versión digital

mar 05 Jul

BUE 11°C
Versión digital

mar 05 Jul

BUE 11°C

Pymes contra la “industria del juicio”

23-06-2016
Compartir

por Eugenio Hadges (vicepresidente de la Cámara de Pymes Proveedoras de Telecomunicaciones)

¿Cuál es la situación de las pymes en relación con los juicios laborales?

En los costos laborales que tenemos sobre todos las pymes el tema de los juicios está impactando fuertemente. Hablamos de la industria del juicio porque muchos de los casos que están en la Justicia son reclamos inexistentes o muy amplificados, que responden a cierta connivencia entre los juzgados, las ART y los empleados.

Hay enfermedades como el “túnel carpiano” --la tendinitis que empezaron a denunciar los empleados que recargan las tarjetas Sube? que no existían hasta hace unos años y ahora resulta que todo el mundo sufre de esto. Esto genera muchas licencias y empieza a aumentar los costos de ART, que al inicio representaban el 1,75% de la masa salarial y hoy llegan al 20%.

¿El incremento de juicios se dio en los últimos años?

Sí, se viene dando paulatinamente. Desde el inicio de las ART la tasa de accidentalidad bajó, mientras los juicios han aumentado en proporción inversa. Cuando cualquier persona tiene un accidente los abogados ya lo empiezan a seducir en el hospital con montos fabulosos que después, lamentablemente, terminan siendo ciertos.

¿Qué propuestas tienen en este sentido?

Estuvimos en el Congreso hace dos semanas, nos recibió el diputado (del Frente Renovador José Ignacio de) Mendiguren, y le planteamos una serie de medidas cautelares como es, por ejemplo, tener fecha cierta de ingreso de un empleado a la empresa. Porque sucede que hay gente que no ha ido nunca a una empresa y dice que trabajó tantos años en ese lugar, en negro, y la Justicia le da lugar. Hay muchos colegas y empresas que han tenido que hacer arreglos con gente que no conocían.

¿Qué otros aspectos problemáticos abordaron la reunión en el Congreso?

Lo principal fue la sugerencia de que haya algún instrumento que de fecha cierta al ingreso de las personas, porque el alta temprana, que es el trámite formal, no alcanza. Por otro lado, que haya un monto cierto de sueldo. Hoy el que ganaba 10 puede decir que ganaba 40. El recibo de sueldo no alcanza porque el empleado puede decir, por ejemplo, que cobraba ese sueldo y un extra en negro. Pedimos que después de cada paritaria haya una presentación o una inspección por parte del Ministerio de Trabajo que de fe de los salarios.

Además, hoy los juicios no tienen tope y proponemos que lo tenga, como lo tiene en muchos países del mundo (en Chile el máximo llega a 11 sueldos, en Italia creo que son 15). Son todas medidas para que cuando uno tome una persona no piense que se está comprando un problema, porque hoy en día, aún cuando tenemos exceso de trabajo, uno prefiere no tomar empleados porque sabe que cada persona que está tomando puede convertirse en problema.

Según señala, el incremento de los juicios también atenta contra el empleo y la formalidad.

Sí, y favorece la marginalidad. Una pyme pequeña hoy toma gente, no la registra, no tiene nada a su nombre de manera tal de poder discutir después en un igual a igual con el empleado. A las empresas formales, en cambio, cuando nos reclaman tenemos que responder por lo que tenemos. Entonces, por un lado hace que las pymes que estamos formales nos resistamos a ampliar nuestros planteles y por otro lado genera que un montón de empresas trabajen en la marginalidad total.

Esta semana se empezó a hablar de un proyecto que prepara el Gobierno para reformar esto.

En realidad fuimos nosotros a pedir que se prepare. Les dijimos que esto realmente no es viable, que los juicios, sumados a una serie de elementos que van en la misma dirección ?los costo impositivos, los feriados que se agregan a costo pyme? hacen que seamos menos competitivos y que en este contexto vamos camino hacia el desastre.

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés