El Economista - 70 años
Versión digital

lun 27 Jun

BUE 10°C
Versión digital

lun 27 Jun

BUE 10°C

Economía global

¿Es posible el "desacople"?

25-10-2012
Compartir

¿Las economías emergentes pueden crecer a tasas elevadas mientras las centrales lo hacen a tasas bajas? En otras palabras: ¿es posible el “desacople”? Eso pasó luego de la crisis de 2008-2009, cuando rebotaron con fuerza luego de lo que Miguel Angel Broda denominó “el semestre trágico”. Esa resiliencia, sin embargo, comenzó a verse cuestionada a partir del 2011. ¿Podrán desacoplarse nuevamente?

Según el economista Michael Spence, autor del best-seller “La gran convergencia”, no sólo es posible sino que es probable que eso sea lo que ocurra en los próximos años. En los años por venir, argumenta, el mundo seguirá creciendo a varias velocidades. La tesis de Spence, sin embargo, enfrenta un gran riesgo: que se profundice la crisis global. Pero ese no es su escenario base ni el de los principales economistas del mundo. La tendencia en el futuro parece ser, más bien, la de un crecimiento lento, pero sin crisis, en el mundo desarrollado.

Está claro que cuando las turbulencias son grandes, nadie se salva. ¿Pero qué ocurrirá si no hay crisis? ¿Pueden retornar los emergentes a tasas de crecimiento más elevadas? Según Spence, eso es lo que ocurrirá en los próximos dos años. Es que las economías emergentes tienen varios motores que se podrían poner en marcha.

Si bien no vendrán buenas noticias por el lado de las exportaciones, en muchas economías en vías de desarrollo el desempleo es bajo, los ingresos suben, las clases medias se expanden, los flujos de comercio e inversión siguen dinámicos y han puesto en marcha acuerdos comerciales bilaterales o regionales. Hay muestras, actualmente, de que el “desacople” es posible. Los mejores ejemplos son que las tasas de crecimiento de países como México, Turquía o Indonesia no se han visto resentidas. Otras, como Brasil o la India, se han desacelerado pero no sólo por el contexto global, sino por problemas internos. Si la tesis de Spence es correcta, los emergentes volverán a ser los grandes motores de la economía global de los próximos anos.

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés