El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 12°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 12°C

Carne: más exportaciones y menos consumo

11-11-2016
Compartir

Aunque es uno de los sectores que más promete en términos de recuperación, la ganadería sigue sin ver la luz luego de años de desincentivos y caída de la rentabilidad. Ahora, sin retenciones ni cupos de exportación, la actividad apuesta fuerte a la retención de vientres, un proceso que lleva adelante desde hace veinte meses, mediante el cual apunta a aumentar el peso de los animales para abastecer tanto al mercado interno como al internacional, pero que llevará por lo menos cuatro años.

En este marco es que la Cámara de la Industria de Comercio de Carnes y derivados de la República Argentina (CICCRA) emitió su último informe, en el que destacó que en octubre las exportaciones tocaron el tercer nivel más alto de 2016, mientras que el consumo reflejó un retroceso interanual del orden del 7,4%.

Producción en baja

Según el relevamiento, el mes pasado la industria frigorífica faenó 991.000 cabezas de hacienda vacuna, lo que representó, por un lado, un incremento del 3,2% en relación al promedio mensual del año; mientras que en la comparación con igual fecha de 2015, se registró un ajuste del 1,8%, con 18.100 cabezas menos.

“Al considerar los primeros diez meses del año, la faena total fue de 9,61 millones de cabezas: cayó 6,1% en términos interanuales y se constituyó en la quinta más baja de los últimos treinta y siete enero-octubre”, explicó CICCRA.

De esta forma, en octubre se produjeron 223.000 toneladas res con hueso, es decir, 1,6% menos que doce meses atrás. En el acumulado, en tanto, la producción sólo alcanzó a 2,168 millones de toneladas, un volumen que resultó 5,6% menor al registrado en el mismo lapso del año anterior. Y en términos absolutos, con relación a enero- octubre de 2015, la producción cárnica descendió en 129.500 toneladas res con hueso.

Los datos, como era de esperarse, se tradujeron en el consumo interno, que absorbió el 90,6% de la producción total, lo que significan 1,963 millones de toneladas res con hueso. “Esto implicó una retracción del 7,4% interanual, que expresada en términos absolutos equivalió a un descenso de 158.000 toneladas res con hueso”, agregó la entidad que conduce Miguel Schiariti.

“En los primeros diez meses, el consumo por habitante de carne vacuna se mantuvo en 55 kilogramos anuales, verificando un retroceso del 8,3% interanual”, advirtió.

Para afuera

En contraposición, las exportaciones se recuperaron tras largo tiempo en baja y se ubicaron en septiembre nuevamente en torno a las 14.000 toneladas peso producto, por lo que marcaron el tercer registro más alto del año, por detrás de las certificaciones de mayo y agosto. En relación a 2015, los niveles crecieron el 30%.

“Todo esto permitió que en los primeros nueve meses del año las ventas al exterior de carne vacuna ascendieran a 110.190 toneladas y que se ubicaran 2,3% por encima del nivel alcanzado en enero- septiembre de 2015. Si se agregan las cifras de octubre, las exportaciones habrían llegado a 204.500 toneladas, el 16,2% más”, indicó la Cámara, al tiempo que resaltó que “la facturación asociada llegó a US$ 793,3 millones, lo que arrojó un alza del 15,2% interanual”.

Los destinos más importantes fueron China, que con una suba del 16,7% concentró 39,8% del total de cortes congelados y frescos extra Hilton exportados y el 33,9% del total despachado desde el país; Chile, con un alza del 0,1% anual y un 19% del total; Israel y Rusia. Más adelante quedaron Brasil y Alemania, con subas de hasta el 4,2%.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés