Guten Morgen, Angela

26 de mayo, 2021

Guten Morgen, Angela

En pocos días, Argentina debería pagarle casi US$ 2.500 millones al Club de París. Como Bartleby, “preferiría no hacerlo”. Si bien el BCRA tiene un poco más de espaldas que hace unos meses y el país podría honrar su obligación, la situación es frágil, se vienen elecciones y otros acreedores hacen fila en meses venideros. Mejor, parecen razonar en el Gobierno, cuidar los dólares.

Con el objetivo de posponer amistosamente el pago y evitar un default unilateral, Martín Guzmán viajó a Europa y se reunió con sus pares. Eso fue en abril y parece que no tuvo éxito. Por eso, en mayo, Guzmán, esta vez con el Presidente, volvió a ir a Europa. Las mismas ciudades pero, ahora, con los jefes de Estado. Tampoco tuvo éxito o, cuanto menos, no fue total. Hubo fotos, promesas y frases bonitas pero, en concreto, no llegó ningún anuncio desde Europa y el cronograma de pago sigue pendiente.

Hoy, Fernández tendrá un Zoom con la canciller de Alemania, Angela Merkel. Una voz clave en todo este asunto. En la gira presidencial reciente, Berlín fue la gran ausente. Hoy, se buscarán acercar posiciones para lograr un aplazo del pago. Argentina no ofrece mucho reestructurar la deuda ya reestructurada en 2014. Los europeos pedían un acuerdo previo con el FMI. En un momento, ese parecía ser el camino elegido por Guzmán. Después, el programa sucumbió a la estrategia “todo después de octubre”. El contexto pandémico ayuda (algo) a la posición de Argentina.

Se verá qué señales vienen desde el Viejo Continente y que hace Argentina el domingo.