Invierno duro (y costoso) por la parálisis de Vaca Muerta: cuesta US$ 13 M por día

23 de abril, 2021

Invierno duro (y costoso) por la parálisis de Vaca Muerta: cuesta US$ 13 M por día

Después de 15 días de piquetes y cortes de rutas en Neuquén, las empresas advierten por los costos y la dificultad que tendrá el país para cumplir con la demanda de gas para un invierno que empieza a acercarse. Estiman que el Estado deberá desembolsar US$ 190 millones para cubrir el faltante de combustible y habrá un impacto en la balanza comercial.

El grupo autoconvocado de trabajadores de la salud lleva dos semanas ininterrumpidas de cortes de ruta en muchas localidades de la provincia de Neuquén. Los piquetes perjudican particularmente el desarrollo económico de la región y, principalmente, el de Vaca Muerta.

El conflicto no parece estar cerca de una solución. Los profesionales de la salud rechazaron el acuerdo salarial del 25% negociado por ATE y piden que la suba sea del 40% para salarios básicos. Además, no quieren el bono de $30.000 en tres cuotas que propusieron las autoridades neuquinas por decreto.

Mientras tanto, la producción de gas por parte de las empresas está paralizada. Ante la dificultad de recibir insumos, como el gasoil, hay 25 equipos de perforación y 6 de fractura paralizados, lo que retrasa el desarrollo de nuevos pozos. Cada día que pasa, la situación se agrava y los costos aumentan.

El retraso en el desarrollo de nuevos pozos obligará a nuestro país a importar con sentido de urgencia más combustibles líquidos (gasoil y fuel oil) o GNL (Gas Natural Licuado) a través de los barcos regasificadores”, expresaron en un comunicado al Gobierno neuquino desde la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (Ceph). “El costo aproximado adicional para la balanza comercial argentina será de US$ 190 millones considerando los bloqueos hasta el día de ayer”, estimaron.

En rigor, el barco regasificador Expedient ya está en Escobar y desde hoy estará listo para comenzar a inyectar gas en las redes del país. “Como estaba previsto, tendremos a disposición una nueva fuente de oferta, que se sumará al gas argentino, al de origen boliviano y al barco regasificador que IEASA ya contrató y, cumpliendo con la planificación, comenzará a operar el 26 de mayo desde Bahía Blanca”, dijo Darío Martínez, secretario de Energía. Los 13 cargamentos de GNL que se licitaron el lunes pasado para Bahía Blanca se cerraron a un promedio de US$ 7,20 el MBTU

La cámara aseguró que, en la medida que se mantengan los cortes, se sumarán montos adicionales por US$ 13 millones por día. La producción perdida por estos retrasos demandará varios meses en recuperarse, dada la escasa disponibilidad en el mercado local de los equipos requeridos para fracturar los pozos y sus servicios asociados.

“Además existirá en los próximos meses una menor producción de petróleo crudo con motivo de las restricciones y ello resultará en menos exportaciones para el país”, alertaron. Más importaciones de combustibles líquidos y GNL y menos exportaciones de petróleo significan más salidas de divisas. También habrá un impacto directo en la actividad, el nivel de empleo y la recaudación.

Las empresas alertan que en este escenario nuestro país deberá reemplazar el gas natural para la generación eléctrica por combustibles líquidos. Cabe aclarar que estos son más caros y más contaminantes, para poder liberar gas para los hogares argentinos y/o para no cortarle el gas a las industrias durante el próximo invierno.

Otros, además, alertan por el impacto en la imagen de Vaca Muerta. A los vaivenes regulatorios clásicos se suma, ahora, la nueva modalidad de protesta.

¿Qué va a pasar?

Ninguna de las decisiones parecerían ser buenas, ya sea no llegar a un acuerdo o recurrir al desalojo de las rutas. Lo cierto es que de seguir así, el Gobierno tendrá que importar combustible caro o cortarle el suministro a industrias y grandes empresas demandantes, lo que tampoco parece viable.

El Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) envió una carta al ministro de Economía, Marín Guzmán; su par de Trabajo, Claudio Moroni y al secretario Martínez, solicitando la intervención en el conflicto. “Resulta necesaria la articulación coordinada de los sectores involucrados para la adopción de medidas a fin de evitar este tipo de situaciones que puedan poner en riesgo la operación normal y segura de los sistemas de transporte”, remarcó el ente regulador. El propio Martínez admitió, hace varios días ya, que “va a ser duro el invierno”, una frase con ribetes alsogarianos.

En la subasta para aprovisionamiento de gas de mayo, las ofertas fueron apenas un puñado: tres de Neuquén y dos de Tierra del Fuego. Así lo consignó La Mañana de Neuquén. En la compulsa, que organizó el Mercado Electrónico de Gas (MEGSA), el volumen ofertado fue de 3 millones de metros cúbicos por día. “Todo un contraste con la subasta para abril donde fueron 11 millones de metros cúbicos por día”, señaló el medio neuquino y destacó que las ofertas habían sido 9 antes.

El diario agregó que una empresa de servicios peroleros utilizó un avión para trasladar a su personal y evitar el bloqueo a los yacimientos de Vaca Muerta.

En marzo, la producción de gas en Neuquén tuvo un crecimiento de 2,7% con respecto a febrero, aunque se retrajo casi 9% contra marzo de 2020. Lo que quedó claro es que el brote verde se secó en abril.

El sindicato de Petroleros Privados de Río Negro, Neuquén y La Pampa, que lidera Guillermo Pereyra, denunció penalmente a los autocovoncados de la salud y reclamó al gobierno provincial que libere las rutas bloqueadas. Desde el gremio solicitaron que las autoridades “dispongan garantizar el paso a trabajadores y personal de salud y de movimiento de insumos, sea en las vías hoy obstruidas o bien mediante la habilitación de caminos alternativos como así también del acceso a yacimientos”.

“Reclamos y conflictos dirimidos a través de vías no institucionales y al margen de las disposiciones constitucionales impiden la concreción de inversiones y el desarrollo productivo básico de la Argentina y sus recursos”, señalaron desde Ceph. “Por eso, urge que la provincia del Neuquén disponga las medidas necesarias para la resolución del conflicto, poniendo fin a estos 15 días de bloqueos y cortes de rutas”, pidieron las empresas.

“El impacto en producción de gas para el invierno 2021 es de 380 millones de metros cúbicos, el cual se incrementará a razón de 25 millones de metros cúbicos por cada día que se extienda el corte (…) El impacto en producción de petróleo para los próximos meses es del orden de los 60 mil metros cúbicos”, agregaron desde Ceph.