Joe Biden se propone vacunar a 200 millones de personas antes de sus 100 días de mando

25 de marzo, 2021

Joe Biden se propone vacunar a 200 millones de personas antes de sus 100 días de mando

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunció hoy que su nueva meta es inocular a 200 millones de personas con la vacuna contra el Covid-19 antes de cumplir 100 días en el cargo, duplicando su promesa original. Además, al hablar en su primera conferencia de prensa, también dijo que prevé ir por su reelección en 2024, entre otros temas.

“Hoy estoy fijando el segundo objetivo, y esto es, para mi centésimo día en el cargo, haber aplicado 200 millones de dosis en los brazos de la gente”, dijo Biden a los periodistas en su primera conferencia de prensa desde que asumió el cargo el 20 de enero. “Sé que es ambicioso, el doble de nuestro objetivo original. Pero ningún otro país del mundo se ha acercado, ni siquiera cerca, a lo que estamos haciendo, y creo que podemos hacerlo“, agregó. 

El jueves, la Casa Blanca anunció la implementación de un plan de US$ 10.000 millones para corregir las desigualdades en el acceso a la vacuna contra el coronavirus, las cuales afectan particularmente a las minorías étnicas. El objetivo es llegar a “las poblaciones más afectadas y más vulnerables, las poblaciones más expuestas al virus”, dijo Biden, citado por AFP, CNN y Sputnik.

Por otra parte, consultado sobre si buscará su reelección en las presidenciales de 2024, el mandatario de 78 años dijo que ese es su plan.

Esta semana fue muy comentado un video en el que se lo vio tropezar dos veces al subir la escalerilla del avión presidencial.

México

En otro tramo de la conferencia, Biden relativizó la afluencia de migrantes a la frontera de Estados Unidos con México, al asegurar que esto “sucede todos los años”.

“Hay un aumento significativo del número de personas que llegan a la frontera en los meses de invierno (enero, febrero y marzo)”, porque los migrantes “pueden viajar con menor probabilidad de morir en el camino debido al calor del desierto”, dijo el presidente demócrata en su primera conferencia de prensa.

Los republicanos acusan a Biden de haber alentado a miles de inmigrantes indocumentados, incluidos muchos menores no acompañados, a ingresar a Estados Unidos, al relajar la política migratoria de su antecesor Donald Trump. 

Pero Biden indicó que el aumento del flujo migratorio había comenzado antes de su llegada a la Casa Blanca el 20 de enero. “No me disculparé por abolir políticas que violaron el derecho internacional y la dignidad humana”, dijo. En febrero, más de 100.000 migrantes indocumentados fueron detenidos en la frontera sur estadounidense, incluidos casi 9.500 menores no acompañados, y estas llegadas se aceleraron aún más en marzo.

Afganistán

En el plano internacional, Biden indicó que pese a que no tiene la intención de que las tropas estadounidenses se queden “mucho” tiempo en Afganistán, será “difícil” cumplir con el objetivo de retirarlas en el corto plazo. “Va a ser difícil cumplir con la fecha del 1º de mayo por razones tácticas. Es difícil sacar a esas tropas”, explicó, y agregó que una retirada debe hacerse de una forma “segura y ordenada”. “Nos vamos a ir, la pregunta es cuándo“, agregó.

Aún quedan unos 2.500 soldados estadounidenses en Afganistán tras una larga intervención que comenzó después de los atentados del 11 de septiembre en 2001. Estados Unidos alcanzó en febrero de 2020 un acuerdo histórico con los talibanes que prevé el retiro de todos los soldados estadounidenses para el 1º de mayo, a cambio de garantías sobre la seguridad y la apertura de unas negociaciones inéditas entre los insurgentes y Kabul.

Corea del Norte

Respecto de las pruebas con misiles que realizó Corea del Norte esta semana, el presidente estadounidense señaló que implican una violación a una resolución de las Naciones Unidas, y advirtió que Estados Unidos dará una “respuesta acorde” si Corea del Norte decide una escalada en sus ensayos de misiles. 

“Estamos consultando con nuestros socios y aliados, y habrá respuesta si eligen una escalada”, dijo el mandatario. Será una “respuesta acorde”, agregó Biden, quien dijo estar “preparado para alguna forma de diplomacia” con Pyongyang, pero “tiene que estar condicionada a que su resultado sea la desnuclearización”.

China

Por último, el mandatario señaló que no busca una “confrontación” con China, pero sí espera una competencia “muy alta” entre las superpotencias rivales.

A su vez, Joe Biden se refirió a la conversación telefónica de dos horas que mantuvo con el presidente chino, Xi Jinping. “Le volví a dejar claro lo que le he dicho en persona en varias ocasiones, que no buscamos el enfrentamiento, aunque sabemos que habrá una competencia muy fuerte”, dijo. “No buscamos una confrontación, aunque sabemos que habrá una competencia muy pronunciada. China tiene el objetivo general de convertirse en un país líder en el mundo, el país más rico del mundo, el país más poderoso del mundo. Esto no va a suceder bajo mi mando”, aseguró.