El BCRA suspendió a nueve importadores por “no nacionalizar” bienes

1 de febrero, 2021

El BCRA adquirió US$ 55 millones, sumando US$ 275 millones en las últimas tres jornadas

Con el ascenso de la brecha cambiaria y la caída de las reservas internacionales llegaron los temores a una devaluación del dólar oficial. También llegó una aceleración de las importaciones: hasta agosto, las importaciones caían, en el acumulado anual, 24%. Pero, desde septiembre, empezaron a tonificarse. El rebote de la economía tuvo algo que ver, pero más determinante fue la estrategia de adelantar importaciones con un dólar “bajo”. Según GMA Capital, “los importadores aceleran compras y pagos para asegurarse tanto un precio más bajo de mercadería como el producto mismo ante un eventual cierre”.

En septiembre, las importaciones avanzaron 3,2%; en octubre, cayeron 2,8%; en noviembre, avanzaron 20,7% y, en diciembre, 24,7%. Esta última fue la mayor suba desde febrero de 2018, meses antes de que “pasaran cosas” y se desatara la crisis cambiaria que destruyó a Cambiemos. Con exportaciones que aceleraron su caída (-34,1% en diciembre), el saldo comercial no aguantó más y se dio vuelta en diciembre, cuando regresó el déficit comercial tras 27 meses positivos.

Atento a esa dinámica, perjudicial para su estrategia cambiaria, el BCRA puso la lupa en los importadores y, en los últimos días, empezó a tomar nuevas medidas. En concreto, a suspender importadores. El viernes, la autoridad monetaria suspendió a nueve importadores por no nacionalizar los bienes por los que accedieron al mercado y giraron las divisas. Es decir, esos bienes nunca ingresaron al país ni pasaron por la Aduana. ¿Stockeo en el exterior o compras que nunca ocurrieron?

Las operaciones de estas empresas sumaron unos US$ 15 millones, informó el BCRA. Entre otros, está la concesionaria de autos de lujo Modena Auto Sport SA, un importador de calzado de niños, uno de LED y paneles solares, otro de productos odontológicos y una de bicicletas. En todos los casos son importadores que compraron más de un millón de dólares y algunas, como la concesionaria, llegan US$ 2,5 millones. En octubre se iniciaron las inspecciones y los importadores recibieron por lo menos tres intimaciones para que despachen a plaza los productos por los que accedieron a los dólares.

El plazo para despachar a plaza desde que acceden al mercado oficial es de 90 días. Si tuvieron un problema, pueden pedir prórrogas del plazo y, si agotaron las prórrogas, pueden solicitar una extraordinaria al BCRA, pero ninguna de las 9 empresas sancionadas lo hizo. Coresa Group S.R.L.; G&G Argentina S.A.; Grupo Addnice S.A.; Ikonman S.R.L.; Implantes CLP S.R.L.; Modena Auto Sport S.A.; Ortopedia Medicare S.R.L.; Petrex S.A y Specialized Bicycle Components Argentina S.R.L. fueron las sancionadas a través de las Comunicaciones “C” del BCRA.

Al no recibir respuesta, se procedió a la suspensión. Así, el BCRA avisó a las entidades financieras y a los operadores de cambio que no deben dar curso, sin su consentimiento, a los pedidos de divisas de dichas empresas. Las empresas pueden devolver los dólares o despachar la mercadería. Si eso ocurriera, se les levantaría la prohibición de operar, pero seguiría el sumario por incumplimiento de plazos.