Axel Kicillof se reúne con intendentes bonaerenses por la suba de casos de coronavirus

12 de enero, 2021

Axel Kicillof se reúne con intendentes bonaerenses por la suba de casos de coronavirus

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, mantiene una reunión con los intendentes bonaerenses  de los municipios turísticos en Mar Chiquita. Allí analizan la situación epidemiológica y la aplicación de las nuevas medidas dispuestas para frenar los contagios de coronavirus.

El mandatario provincial encabeza en encuentro con los jefes comunales, donde algunos plantearon diferencias frente a las nuevas normativas que se empezaron a aplicar en medio de la temporada. Evaluarán la cantidad de casos de coronavirus, la ocupación de camas en cada distrito y el modo en que se están aplicando las restricciones dispuestas el último fin de semana.

Según informaron fuentes oficiales, Kicillof brindará una conferencia de prensa en la que darán cuenta de la situación sanitaria en territorio bonaerense en el Centro Cultural Santa Clara del Mar tras esa reunión. Lo acompañará el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, y los ministros de Salud, Daniel Gollan, y de Producción, Augusto Costa.

En declaraciones radiales, el gobernador determinó esta mañana que  prefiere ser tomado por “antipático” que por “irresponsable”, al referirse a las nuevas medidas dispuestas en territorio bonaerense para evitar la propagación del coronavirus. En ese marco, remarcó que “la provincia resolvió una suspensión de actividades de 1 a 6 de la mañana y una elevación de multas por no uso de tapabocas y para fiestas clandestinas”. Además, advirtió que “se habían relajado mucho los cuidados” y analizó que “es muy peligroso el aumento de contagios”.

Por otro lado, celebró que 732.000 personas se hayan inscripto al programa Vacunate de la provincia y remarcó que “hay que cuidarse más porque falta poquito para poder vacunarse”.

“Para los que hablan de libertad, la libertad es la vacuna que venimos esperando desde hace mucho tiempo”, agregó el gobernador. Luego analizó que ello permitirá “ir recuperando una vida lo más parecida a la normal: con abrazos, asados, mates y clases presenciales”.