Rusia: récord de 432 muertes por coronavirus en un día

11 de noviembre, 2020

Rusia: récord de 432 muertes por coronavirus en un día

Rusia registró una cifra récord de 432 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas, informaron hoy autoridades, a poco de comenzar a regir dos meses de nuevas restricciones en Moscú para frenar la propagación de la enfermedad.

“En las últimas 24 horas en Rusia se han confirmado 19.851 nuevos casos de COVID-19 en las 85 regiones, incluidos 4.932 casos asintomáticos”, dijo en un comunicado el centro ruso responsable de la lucha contra el virus.

Otras 432 personas murieron por la enfermedad en el mismo periodo, una cifra que supone un nuevo récord de decesos en 24 horas, agregó el organismo, citado por la agencia de noticias DPA.

Con los nuevos datos, el balance de la pandemia en territorio ruso asciende a 1.836.960 personas contagiadas, lo que supone un aumento del 1,1 % respecto a la jornada anterior, y 31.593 víctimas mortales.

La mayoría de los nuevos contagios se han detectado en Moscú, con 4.477 positivos, además de los 701 contabilizados en la región de la capital rusa.

El anterior récord de decesos en un día data del 4 de noviembre, cuando se registraron 389 muertos.

En cuanto a las recuperaciones, 1,36 millones de pacientes lograron superar la Covid-19, incluidos 18.616 que recibieron el alta en las últimas 24 horas.

Ayer, el Gobierno de Moscú anunció nuevas restricciones que regirán en la capital rusa desde el viernes y durante dos meses, entre ellas el cierre de restaurantes, discotecas y bares entre las 23 y las 6, salvo para retirar comida o para las entregas a domicilio.

Al mismo tiempo, quedará limitado al 25% de su capacidad el número máximo de espectadores en teatros, cines y salas de conciertos, mientras que se suspenderán temporalmente los eventos culturales, educativos y de entretenimiento con espectadores.

Las universidades y colegios de la ciudad, en tanto, mantendrán su esquema se enseñanza a distancia.

Las medidas regirán desde el próximo viernes hasta el 15 de enero, dijo el alcalde de Moscú, Serguei Sobianin.

Dejá un comentario