El Gobierno prepara un proyecto de ley para impulsar al campo y estabilizar la macroeconomía

4 de noviembre, 2020

El Gobierno prepara un proyecto de ley para impulsar al campo y estabilizar la macroeconomía

Luego de una reunión con integrantes del Consejo Agroindustrial Argentino (CAA), el ministro de Economía anunció que lanzará un proyecto de ley con la intención de estabilizar la macroeconomía. El objetivo es crear un programa plurianual que aliente la producción, las exportaciones y el empleo del campo.

En contacto con la prensa, Guzmán contó que la reunión entre funcionarios y productores fue “muy buena, muy productiva y constructiva”. “Hay un compromiso de definir reglas de juego con diferentes sectores y en eso se enmarcar este encuentro”, declaró.

En las últimas dos semanas, el Gobierno mantuvo un trabajo intenso con el CAA para analizar la realidad del sector y evaluar políticas públicas orientadas a promover las inversiones, la producción, el empleo y las exportaciones. “Los sectores productivos representados por el CAA son clave para el modelo de desarrollo que impulsa el Gobierno nacional”, afirmó el Ministerio de Eocnomía en un comunicado oficial que se difundió esta noche.

A partir de la reunión de esta tarde, el Ejecutivo planea enviar al Congreso un proyecto el ley en los próximos 60 días. “Vamos a enviar un proyecto de ley que va a tener cuestiones de simplificación de la burocracia, procesos más eficientes, estabilidad de beneficios para potenciar la inversión. Vamos a generar incentivos que no impliquen la baja de la recaudación”, aseguró Guzmán.

Las medidas que se están diseñando apuntan a toda la cadena de valor agroindustrial, con énfasis en posicionar estratégicamente a la producción nacional en el flujo del comercio internacional mediante productos agro y bio industriales, lo que implica un incentivo al desarrollo equilibrado a lo largo y ancho del país.

La iniciativa incluirá desgravaciones impositivas por inversiones, a partir de un reclamo que realizó la agroindustria para bajar la presión impositiva. Asimismo, a fin de mejorar la productividad, el CAA presentó un conjunto de propuestas para facilitar procesos administrativos con el objetivo de reducir costos de transacciones en las operaciones de exportación.

“Esta agenda de trabajo entre el Gobierno y el Consejo Agroindustrial Argentino se enmarca en una estrategia de estabilización macroeconómica y definición de reglas de juego para dotar de mayor previsibilidad a la actividad privada. Las partes acordaron enviar un proyecto de Ley de incentivo agroindustrial, al mismo tiempo que el ejecutivo envíe un programa plurianual para la estabilización macroeconómica”, indicó la cartera económica.

Con el horizonte puesto en mejorar la sostenibilidad fiscal, condición “indispensable para la generación de un entorno macroeconómico de mayor estabilidad y que permita un crecimiento sostenido”, los incentivos que se propone elaborar el Ejecutivo se podrán aplicar respecto a las inversiones y la producción incremental de cada productor o sector, según sea el caso.

Las partes acordaron mantener una próxima reunión el día 26 de noviembre y, en esa ocasión, harán pública una lista de las medidas de simplificación con plazos objetivos para las correcciones propuestas.

“Se reafirmó el compromiso de fortalecer la oferta en el mercado interno y la estabilidad de los precios de los productos que forman parte de la canasta de consumo de los argentinos y las argentinas”, concluyó el Ministerio de Economía.

Del encuentro, que se realizó en el salón de las Mujeres de la Casa Rosada y estuvo encabezado por el ministro de Economía, Martín Guzmán, participaron la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca; los ministros de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; y de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra; el presidente del BCRA, Miguel Pesce, la titular de AFIP, Mercedes Marcó del Pont; el secretario de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Jorge Neme; los secretarios de Política Económica, Haroldo Montagu; y Política Tributaria, Roberto Arias,  la jefa de Gabinete del Ministerio de Economía, Melina Mallamace, y el secretario de Alimentos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, Marcelo Alos.

En representación del CAA estuvieron presentes el presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, José Martins; el coordinador de la Mesa Nacional de las Carnes, Dardo Chiesa; el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), Gustavo Idigoras; y el titular de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Chemes.

También asistieron el presidente de la Asociación de la Cadena de Soja Argentina, Luis Zubizarreta; la presidenta de la Federación Olivícola Argentina, Patricia Calderón, y el titular de la Asociación de Semilleros Argentinos, Alfredo Paseyro.

Liquidación de divisas

El ministro de Agricultura, Pesca y Ganadería, Luis Basterra, también estuvo presente en la cumbre y consideró que fue positiva y que permitirá “estableciendo bases para ir generando divisas” del campo.  

Por otro lado, observó que la liquidación de divisas por la venta de granos aún no obtuvo los resultados esperados. “La liquidación de divisas se fue dando de manera específica sobre productos elaborados de soja. No ha tenido el impacto que aspiramos sobre la venta de granos”, admitió. 

Sin embargo, añadió: La consistencia de la política macroeconómica está permitiendo ver que va a haber un cambio para salir de un activo físico hacia un activo financiero y hacia la compra de bienes de capital que es la forma en la que está trabajando el productor”.

Además, habló de la devolución de retenciones para pequeños y medianos productores, anunciadas hoy oficialmente. “Hemos tenido de parte de los productores pequeños y medianos de soja un reconocimiento muy importante”, recalcó el ministro.

Dejá un comentario