Efecto IFE y pandemia: se abrieron 4,8 millones de cuentas bancarias en apenas tres meses

11 de noviembre, 2020

Pesos Cuentas bancarias IFE pandemia

El BCRA confirmó hoy un récord de apertura de 4,8 millones de nuevas cuentas bancarias en pesos durante el segundo trimestre, en coincidencia con el primer tramo de la pandemia de coronavirus, cuando se canalizaron programas de ayuda social y se expandieron los pagos electrónicos.

El aumento implica un crecimiento del 10% del total de cajas de ahorro en el país (pasaron de 47,5 a 52,3 millones) en apenas tres meses y estuvo repartido entre bancos públicos (46%) y privados (47%) y, en menor medida, en las compañías financieras (7%).

“Se estima que estos programas (IFE y ATP), junto a la necesidad y conveniencia de utilizar servicios financieros digitales, explicarían el aumento de 4,8 millones de cuentas de depósito en pesos”, afirmó el BCRA en su “Informe de Inclusión Financiera” del primer semestre de 2020.

“Más de la mitad (53%) de los 8,9 millones de personas que cobraron la primera liquidación lo hicieron a través de una cuenta bancaria. De la población restante, se determinó que el 54% poseía una cuenta bancaria, pese a no haberla utilizada como medio de cobro. Estos datos indican que 78% de las personas con mayor grado de vulnerabilidad socioeconómica es titular de al menos una cuenta bancaria. A partir de la liquidación del segundo IFE, la transferencia se realizó únicamente a través de cuentas bancarias, lo que implicó un proceso de apertura remota de cuentas por parte de las personas beneficiarias”, indicó el IIF del BCRA.

Cuentas bancarias IFE pandemia
En términos relativos, las empresas financieras fueron las más dinámicas

En ese sentido, el BCRA apuntó que “la apertura neta de cuentas de depósito en pesos registrada en dicho trimestre supera ampliamente lo acontecido en los últimos años, tanto en el conjunto total como en cada uno de los grupos de entidades financieras, lo cual se refleja en las elevadas tasas de crecimiento trimestrales: 77% en compañías financieras, 11% en bancos públicos y 8% en bancos privados”.

Sin embargo, aclaró el BCRA, el uso de dichas cuentas continúa siendo bajo, especialmente entre la población más vulnerable y con menores capacidades tecnológicas, aunque se encuentran en un sendero de crecimiento lento pero continuo. “Posiblemente, el acercamiento de las personas a los canales y medios de pago electrónicos a raíz de la situación de aislamiento provoque cambios en diferentes grados en los hábitos de uso de las cuentas, dependiendo de las habilidades financieras y del acceso a la tecnología e Internet de las personas usuarias, entre otros factores”, agregaron.

Dejá un comentario