Wenance: ¿A que se debe el fuerte crecimiento de las fintech en Argentina?

16 de octubre, 2020

Debido a la rapidez con la que está evolucionando la tecnología a nivel mundial, se generaron beneficios para sectores claves como el de las comunicaciones, la salud, el comercio, entre otros.

Como consecuencia de los avances en las comunicaciones se dio un cambio de ciento ochenta grados en el funcionamiento del sistema financiero tradicional. Tal es el caso de Wenance, la fintech líder del mercado argentino que brinda productos que combinan a la tecnología y las finanzas.

La digitalización del negocio permitió a las empresas brindar servicio a través de plataformas online que simplifican a sus clientes la forma de realizar trámites, pedir un préstamo y gestionar sus finanzas.

Wenance Fintech, compañía argentina líder en su segmento, otorga préstamos personales mediante sus productos  Welp y Mango desde cualquier dispositivo móvil (celular, computadora) y sus clientes pueden tener acreditado en su cuenta el dinero solicitado en pocos minutos. Esto era impensado hace un tiempo atrás.

La atención, seguridad, facilidad, comodidad y eficacia que aporta la digitalización a la industria de servicios financieros, llevó a que el crecimiento en la cantidad de personas que optan por las fintech -para pedir un préstamo, realizar trámites administrativos y manejar sus finanzas- haya sido exponencial. No se detiene porque evoluciona la mejora en la calidad del servicio y diseño de nuevos productos al ritmo de los avances en el campo tecnológico.

Los números muestran claramente el éxito de Wenance. En los últimos meses la empresa capta un promedio de 10.000 clientes por mes, y cuenta con un nivel alto de satisfacción respecto a sus productos y servicios. Un 60% de los clientes que cancela un crédito lo renueva y la tasa de morosidad es muy baja.

El éxito fintech

La situación económica argentina de los últimos años lleva a que gran parte de la población solicite préstamos con mayor frecuencia para hacer frente a obligaciones de la vida diaria, para concretar un sueño o para llevar adelante un emprendimiento. Las tasas altas de inflación, que generan incrementos permanentes en los precios del costo de vida y en servicios esenciales sumado al deterioro de los salarios, genera esta necesidad.

Wenance  Fintech, con sus productos  Welp y Mango, lidera el mercado de créditos online en la argentina ofreciendo préstamos de hasta $200.000  que los clientes pueden solicitar desde donde se encuentren, a través de un dispositivo móvil y verlo acreditado en su cuenta en pocos minutos.

Wenance Fintech sustenta su estrategia de negocio en las necesidades de los clientes. En la actualidad, en situación de crisis económica como la que atraviesa el país, entre otros factores por la pandemia, la empresa trabaja para que quienes precisan dinero, cuenten con él lo más rápido posible.

Wenance Fintech desde el comienzo puso foco en hacer fácil aquello que puede ser complicado. En esto se trabaja permanentemente para que las personas que precisan un préstamo puedan completar solicitudes de manera rápida y sencilla.

Se puede iniciar el pedido de un préstamo con estos simples requisitos: ser mayor de edad, contar con DNI argentino y una cuenta bancaria a nombre del que lo solicita.

Inclusión

Las fintech administran carteras formadas por gran cantidad de clientes y se caracterizan por brindar acceso a un préstamo a aquellas personas que no podían obtenerlo en la banca tradicional.

Wenance, a través de Welp y Mango, ofrece créditos personales a monotributistas y personas sub-bancarizadas que, por su perfil crediticio, no pueden acceder a todos los productos financieros que ofrece la banca tradicional.

Por ello, la inclusión financiera es clave en el negocio de Wenance y es lo que lleva a la compañía a destinar gran parte de sus ingresos a invertir en el desarrollo de nuevos productos que se adapten a las necesidades del mercado.

En conclusión, la velocidad de respuesta y mínimos requisitos hacen que, Wenance Fintech gane espacio en el mercado financiero.

Dejá un comentario