La CAT celebró tres medidas claves para alentar el turismo interno

23 de octubre, 2020

Cámaras empresariales del turismo buscan reabrir la actividad

El presidente de la Cámara Argentina de Turismo (CAT), Aldo Elías, señaló hoy que “el plan Pre-Viaje 2021 es el mayor apoyo del Gobierno nacional al sector de toda la historia” y dijo que este programa “se completa con el Bono Fiscal Vacacional y los créditos del Banco Nación para alentar el turismo interno”.

Elías afirmó que “el Pre-Viaje 2021 vence en diciembre y creemos que hay que extenderlo, porque a raíz de la difícil situación económica planteada por el coronavirus en menos de tres meses no se va a alcanzar el tope de compras de $16.000 millones dispuesto por el Ministerio de Turismo y Deportes”.

“Fue una buena semana porque se lanzó el Pre-Viaje 2021, se presentó una línea de créditos subsidiados del Banco Nación de $3.000 millones y se confirmó que ya funciona el Bono Fiscal, y estas herramientas son un estímulo importante para la actividad”, enfatizó el titular de la CAT en declaraciones a Turismo Argentina del canal Metro.

El programa Pre-Viaje 2021, que en 15 días facturó $250 millones y logró la inscripción de 6.000 prestadores, prevé la entrega de $16.000 millones a través de un subsidio a los turistas.

Este subsidio equivaldrá al 50% del valor del gasto que efectúen en la contratación de un viaje para realizar entre enero y diciembre de 2021, con un tope de reintegros de un máximo de 100.000 pesos y un mínimo de $5.000.

En tanto, el Bono Fiscal Vacacional, que otorga hasta $20.000 por cada grupo familiar con ingresos de hasta cuatro salarios mínimos y que podrá utilizarse en 2021 para al pago de servicios ofrecidos dentro del país.

Esto incluye tanto alojamientos, como servicios de agencias de viaje, pasajes en avión, micros y trenes, comidas, alquiler de automóviles y actividades de turismo aventura, entre otros, y contará con un fondo de 2 mil millones de pesos para llegar a 100.000 familias.

El titular de la CAT remarcó que estos programas “además de estimular la demanda ayudan a que haya más formalidad en la economía, porque los prestadores deben inscribirse en un registro y porque los turistas exigirán las facturas, algo que no siempre hacen”.

Dejá un comentario