El goteo de reservas se hace más intenso: la demanda no cede y agrodólares van menguando

1 de septiembre, 2020

Ayer, el BCRA informó que las reservas se ubicaron en US$ 42.843 millones. Según estimaciones de Martín Polo, en agosto se perdieron US$ 543 millones de reservas brutas y US$ 1.200 millones de reservas netas, que la autoridad debió vender ante una demanda que no cede.

Más allá del mayor cepo (o quizás a causa del mismo), el BCRA no le encuentra la vuelta, no logra acumular reservas ni transmitir tranquilidad sobre el ritmo de devaluación. Un círculo vicioso.

“En agosto, el agro empezó -por razones estacionales- a bajar las ventas hasta US$ 1.700 millones (habían llegado a US$ 2.500 millones en junio) y el BCRA tuvo vender al menos el doble que los US$ 581 millones vendidos en julio, porque la demanda para pago de importaciones se incrementó aunque se compre menos porque ahora todo se paga cash (antes del cepo solo entre 60% y 70% se cancelaba así) y se aceleró aún más la demanda de dólar ahorro que habría alcanzado a casi 5 millones de personas”, dijo Fernando Marull de FMyA.

Hoy arranca otro mes y se renueva el cupo de US$ 200 mensuales. Pero no para todos. Ayer, el BCRA informó la suspensión de 14.728 nuevas cuentas para realizar operaciones de compra y venta de dólares sospechadas de participar de las maniobras conocidas como “coleros digitales” en operaciones de cambio. La entidad monetaria señaló que sobre estas cuentas existe la sospecha de que se habrían cometido infracciones a la Ley Penal Cambiaria.

Además, Miguel Pesce y la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, firmaron un convenio marco para optimizar el abordaje de las infracciones al Régimen Penal Cambiario, así como medidas de seguridad bancaria, transporte de caudales y prevención. En criollo, vigilar el mercado del dólar blue o “ilegal”, como lo llaman en el BCRA.

El convenio tendrá una extensión de un año y comprende la creación de una Unidad de Coordinaciónintegrada por funcionarios del ministerio y del BCRA, que habilitará la provisión de personal de las fuerzas federales para intervenir en las fiscalizaciones del cumplimiento de la normativa cambiaria que llevan los agentes de la autoridad monetaria.

Dejá un comentario