Fernández sobre el proyecto para gravar grandes fortunas: “No es un impuesto, es una contribución”

30 de agosto, 2020

El presidente Alberto Fernández afirmó esta noche que el proyecto presentado en la Cámara de Diputados para gravar las grandes fortunas “no es un impuesto, sino una contribución” y consideró que “la responsabilidad y el compromiso social debería obligar a ciertos sectores a entender que hace falta contribuir” en tiempos de pandemia.

“Ha ocurrido en Alemania y en otros países, pero ellos tienen empresarios más solidarios que en Argentina. Acá afecta a 12 mil personas sobre un total de 44 millones”, indicó el presidente esta noche en declaraciones al canal de noticias C5N.

Según consideró el mandatario, las versiones periodísticas que circularon esta semana sobre un supuesto aumento en la alícuota del Impuesto a las Ganancias “fueron la reacción” a la presentación de esa iniciativa que se formalizó ayer en la Cámara de Diputados.

“La responsabilidad y el compromiso social debería obligarlos a entender que la contribución hace falta”, sostuvo Fernández y aclaró que esos fondos tienen “fines específicos, destinado a los sectores más pobres, y al sector productivo, a la pequeña y mediana empresa”.

“Tiene fines muy específicos, no es que el Estado va hacer lo que quiere”, concluyó el jefe de Estado.

Ayer, diputados del Frente de Todos presentaron el proyecto que propone crear por única vez un impuesto a los patrimonios que superen los $200 millones, a fin de reforzar la recaudación fiscal, que tuvo una fuerte caída por la crisis económica generada por la pandemia de coronavirus.

Mediante este tributo, el oficialismo calcula que se podrán recaudar unos $300.000 millones, que serán invertidos en obras públicas, mejora del sistema de salud, apoyo a las pymes y programas sociales, entre otros.

De acuerdo con el cronograma diseñado por el oficialismo, la intención es comenzar a debatir el proyecto la semana próxima en comisión, según se acordó ayer en una reunión del bloque que encabeza Máximo Kirchner.

Nuevo programa con el Fondo

El Presidente además afirmó hoy que no hará “un ajuste que pague la gente” en relación a eventuales condiciones para renegociar la deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y dijo confiar en que la titular del organismo, Kristalina Georgieva, lo “va a entender”.

“Tengo mucha confianza en que ella se dé cuenta que no le podemos hacer pagar más costos a los que ya han perdido todo, a ellos solo hay que volver a ponerlos en el escenario de la sociedad”, dijo.

Al respecto, el mandatario aseguró que “Argentina saldrá adelante con sus recetas”, y no con los planes que dicte el organismo internacional de crédito.

“Hablé mucho con el Papa Francisco y él me planteó que habla con (Kristalina) Georgieva porque es una mujer que conoce la pobreza porque vivió en un país como Bulgaria en la época del comunismo. Creo que ella entiende de la situación de la que venimos”, señaló el jefe de Estado.

Fernández ponderó además la gestión del ministro de Economía, Martín Guzmán, en la renegociación de la deuda externa con los acreedores privados, al considerar que es un catedrático que “pone la economía al servicio del desarrollo humano”.

“Decían que Martín (Guzmán) era Sacachispas, nada más inexacto. Es un hombre que dejó su prestigio como académico en el exterior para hacer una contribución patriótica. Nos dio una estrategia para resolver el tema de la deuda”, afirmó el Presidente.

El mandatario destacó además las políticas del IFE y los ATP que lograron mantener el trabajo de los argentinos, y se manifestó confiado en que el país “se va a recuperar rápido” cuando pase la pandemia de coronavirus.

“No podemos olvidarnos que lo que le pasa a Argentina le pasa al mundo. Hay en los últimos días algunos indicios que son positivos. Nos vamos a recuperar y rápido cuando pase la pandemia”, vaticinó.

La presión de los comerciantes

“Le han hecho creer a la gente que el riesgo al aire libre no existe y no es así; el riesgo, es menor, pero existe”, sostuvo Fernández y reveló que le pidió al jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, “ser muy estrictos en los protocolos” de los bares y restaurantes que podrán atender en mesas al aire libre, a partir del próximo lunes.

“Yo hubiera preferido esperar un poco más. El jefe de Gobierno porteño me planteó una presión muy grande de parte de los comerciantes. Pero no quiero cargar la responsabilidad sobre él porque es una decisión que tomamos en conjunto”, dijo el Presidente.

Reformas que se vienen

Fernández sostuvo, además, que los que se oponen a la Reforma Judicial quieren “que en la Justicia todo siga como hasta ahora”, y aseguró que no busca con esta iniciativa “perseguir opositores como hicieron otros cuando fueron gobierno”.

En cuanto al proyecto presentado en la Cámara de Diputados para gravar las grandes fortunas, el jefe de Estado indicó que “no es un impuesto, sino una contribución” y consideró que “la responsabilidad y el compromiso social debería obligar a ciertos sectores a entender que hace falta contribuir” en tiempos de pandemia.

Según consideró, las versiones periodísticas que circularon esta semana sobre un supuesto aumento en la alícuota del Impuesto a las Ganancias “fueron la reacción” a la presentación de esa iniciativa que se formalizó ayer en la Cámara de Diputados.

Inseguridad

En materia de seguridad, adelantó que entre el martes y el miércoles presentará “un plan integral” que prevé el despligue de 4.000 gendarmes en el conurbano bonaerense.

Dejá un comentario