El peronismo y el PC de China aceitan sus lazos

13 de agosto, 2020

El peronismo y el PC de China aceitan sus lazos

Encabezados por José Luis Gioja, presidente del PJ Nacional, varios “compañeros” dialogaron el lunes con algunos pares del Partido Comunista de China (PCCh). “Fuimos parte de un fructífero Seminario Virtual entre el @p_justicialista y el Partido Comunista Chino. Elegimos el tema del combate a la pobreza. Tanto los dirigentes, como el pueblo de China, nos han impresionado ya que aun siendo el más país más poblado, han logrado combatirla”, dijo Gioja vía Twitter. Gildo Insfrán y Jorge Taiana fueron otros de los que participaron del encuentro virtual.

“Viendo toda la información que nos presentaron, estamos convencidos que la Argentina va a seguir los pasos y podemos salir adelante. Una vez más, afirmamos la idea de que es con todos y con todas. ¡Sigamos todos juntos para poner de pie a nuestra querida patria!”, agregó Gioja.

“El Partido Justicialista y el PC Chino tienen una relación de amistad y cooperación desde hace mucho tiempo. En el seminario de ayer analizamos la implementación de políticas públicas para combatir la pobreza y enfrentar los efectos negativos de la pandemia del coronavirus. Debemos profundizar los lazos de intercambio con China para generar nuevas oportunidades para el desarrollo y crecimiento de nuestro país. Ambos países creemos en que hay que fortalecer el sistema multilateral en el mundo”, consideró Taiana a Infobae.

Otro de los presentes fue Francisco Cafiero, el secretario de Asuntos Internacionales del Ministerio de Defensa. “La línea política del PJ es de cooperar con los distintos partidos democráticos del mundo, así lo hacemos también con el Partido Demócrata de Estados Unidos, el PT de Brasil y el Frente Amplio de Uruguay. Como PJ tenemos una posición clara en el orden internacional, no jugamos a favor uno u otro en las tensiones comerciales”, apuntó el primo del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

El contexto

Argentina, y buena parte del mundo, ha visto incrementar su dependencia de China. En 2020, China puede erigirse como el principal socio comercial del país. Además, acaba de dar un espaldarazo financiero a un sediento BCRA, con la renovación de una línea de swaps por casi US$ 20.000 millones. China también ha ganado peso como aportante de Inversión Extranjera Directa (IED) y una de sus empresas insignia (Huawei) está muy interesada en proveer 5 G en el país. Por todo eso, varios países han cedido a la billetera de Pekín y han olvidado algunas críticas del pasado. Mejor dicho, han dejado de hacerlas públicas. Eso le ha dado al PCCh vía libre (o un terreno más amplio, cuanto menos) para jugar más fuerte en el terreno geopolítico y dejar a un poco al lado el mentado “ascenso pacífico”. Eso se vio claramente en 2020.

“Un envalentonado PCCh está ahora en movimiento en Asia y en todo el mundo. Cada vez más, su comportamiento constituye una amenaza para la paz y la seguridad en Asia y los intereses nacionales fundamentales de Estados Unidos. Si Estados Unidos y sus aliados exhiben la estrategia y la determinación para enfrentar esta amenaza será el determinante más importante del orden mundial en la próxima década (…) A través de las redes sociales y a través de su máquina de propaganda mundial multimillonaria, la República Popular China ahora difunde el mensaje en varios idiomas, 24 horas al día, 7 días a la semana, de que la democracia es un sistema de gobierno inferior a la dictadura eficiente de China; que China es una potencia en ascenso pacífica, desinteresada y generosa, que busca simplemente ‘ayudar a un mundo necesitado’”, escribió, semanas atrás, Larry Diamond (Stanford University).

Según Diamond, es toda una fachada y el PCCh está más “beligerante” que nunca, como lo muestra la virtual anexión reciente de Hong Kong, que pasó casi inadvertida en Occidente.

Dejá un comentario