Biden y Harris le apuntaron a Trump

13 de agosto, 2020

Biden y Harris le apuntaron a Trump

Joe Biden y Kamala Harris hicieron ayer en Delaware su presentación como fórmula. En un contexto muy distinto al de otros lanzamientos de campaña como consecuencia del coronavirus, los discursos de los candidatos estuvieron en línea con lo previsible. Más allá de los obvios elogios entre ellos y algunas referencias personales, en ningún momento perdieron el foco de su mensaje que era un cuestionamiento frontal y absoluto a Donald Trump y se presentaron como el vehículo para evitar que tenga un segundo mandato.

Quedó claro que la pandemia, como no podía ser de otra manera, estará en el centro de la campaña. Harris señalo que el error inicial de Trump al negar la gravedad del coronavirus y sus marchas y contramarchas sobre las medidas que había que adoptar, tuvieron consecuencias muy graves en términos de vidas que se perdieron, pero que también se expresó en un derrumbe de la economía. La senadora sostuvo que la respuesta de Estados Unidos fue la peor entre los países desarrollados y por eso tuvo los resultados más negativos en todos los frentes.

Los estrategas demócratas creen que Harris puede ser un aporte importante en la campaña, sobre todo en aquellos distritos que son considerados decisivos y en los que Trump ganó por una mínima diferencia en 2016. Todo indica que Harris tendrá mucha presencia en un eventual gobierno (Biden sostuvo “que será la última persona con la que hable antes de tomar las grandes decisiones”) y que representa lo que puede ser el futuro del Partido Demócrata. Para los republicanos es una candidata difícil de atacar porque no es una liberal sino que, al igual que Biden, se ubica en el centro del espectro ideológico y sostiene posiciones moderadas. Su trayectoria como fiscal, debilita los cuestionamientos que se le puedan hacer en el tema de seguridad del cual Trump pretende ser abanderado presentándose como defensor de “la ley y el orden”. El discurso de que Biden será un presidente débil y que por lo tano será manejado por el ala izquierdista de los demócratas pierde sustento.

En respuesta a la presentación de la fórmula demócrata, Trump señaló que su eventual triunfo constituirá una amenaza para la recuperación de la economía, invocado entre otros motivos, una mayor presión impositiva y la oposición de Harris al fracking que podría poner en riesgo la producción petrolera en varios estados.

Será una campaña breve y acotada, pero promete ser dura y altamente confrontativa.

Dejá un comentario