Brasil fue el país con más casos nuevos el domingo y Chile sumó 10.000 el fin de semana

21 de junio, 2020

La pandemia no afloja. Lejos de eso, según Worldometer, el viernes pasado se registró el mayor número diario de contagiados en el planeta: más de 180.000. El sábado aflojó, pero poco: 156.922. Sin embargo, el domingo volvieron a quebrar los 180.000 diarios.

Según la OMS, “la pandemia se está acelerando”. Parece obvio. En las últimas 24 horas, informó la OMS el domingo, Brasil y Estados Unidos lideraron el podio de nuevos contagios, con 54.771 y 36.617, respectivamente. Mientras Estados Unidos supera los 2,3 millones de contagios, Brasil cruzó el primer millón.

En un rally en Oklahoma, Donald Trump dijo que Estados Unidos hizo 25 millones de testeos y sugirió que se debería testear menos para que haya menos casos (sic).

Otro país poblado (India) llegó tercero, con poco más de 15.000. Hasta ahora, el contagio ha sido moderado en la mayor democracia del mundo, considerando su demografía: 426.910 casos con más de 1.300.000 millones de habitantes. Es un país para mirar de cerca.

Si bien la OMS dijo una parte de la aceleración reciente puede explicarse por el mayor testeo, es evidente que no puede descartarse que la circulación del virus se está acelerando.

En Alemania, por ejemplo, la variable más mirada (la R o tasa de reproducción) saltó a 2,88 el domingo, es decir, por cada 100 personas que contraen el virus, se infectarán otras 288. El Gobierno de Angela Merkel está analizando restablecer algunas restricciones porque el objetivo es que la R sea de 1 o menos.

Un caso muy preocupante es Chile, que ya es el octavo país del mundo con más contagios absolutos. Llegó a los 242.355 casos y sumó más de 10.000 el fin de semana. Pero, ajustado por población, Chile está muy mal: tiene 12.681 casos por cada 1.000.000 y es top-5 mundial.

Sin embargo, Chile ha testeado activamente, con casi 1.000.000 de testeos. Por eso, en el ranking de víctimas ajustadas por población, el país transandino aparece en el puesto 18°. Ya han fallecido cerca de 5.000 personas. Sin embargo, desde el Gobierno dijeron que, si se incluyen los casos sospechosos (hasta ahora, solo se reportaban aquellos testeados) la cifra estaría más cerca de 7.000.

 

Dejá un comentario