El PIB de Brasil caería más de 5% este año

19 de mayo, 2020

 

Los analistas del mercado en Brasil siguen recortando sus proyecciones de crecimiento para 2020 en el marco de la crisis originada por el coronavirus. La caída esperada para el PIB pasó de 4,11% a 5,12% según la mediana de los pronósticos recopilados por el Banco Central para elaborar el informe Focus. De todas maneras, hay entidades financieras, como JP Morgan, que estiman que la contracción sería de 7%. La expansión que se espera para 2021 se mantuvo en 3,20%. En el caso de la producción industrial, la caída alcanzaría a 3,68% este año y solo sería compensada parcialmente el próximo con una suba de 2,50%, para ambos hubo una corrección a la baja.

 

En materia de inflación también continúa el ajuste, ya la suba esperada en el Indice de Precios al Consumidor Amplio para este año pasó d 1,64% a 1,58%. Por lo tanto, en un contexto recesivo y de caída de la demanda, la inflación no llegaría siquiera al piso de la meta del Banco Central. El mes pasado, incluso, hubo deflación.

 

En ese contexto de estabilidad, el mercado proyecta que la tasa Selic, actualmente en el 3%, será recortada nuevamente y cerrará el año a 2,25% mientras que en el Focus anterior se estimaba que lo haría al 2,50%. A su vez, los analistas calculan que el dólar se cotizaría a 5,28 reales cuando termine 2020 pese a que la semana pasada operó en torno a las 5,80. Ayer cerró a 5,71, en el marco de un debilitamiento mundial del dólar. La moneda brasileña es una de las que más de devaluó en el mundo y su evolución dependerá, en gran medida, de lo que ocurra en el mercado internacional de divisas.

 

En el frente externo se espera un desequilibrio de US$ 34.100 millones en la cuenta corriente pero siguen mejorando las perspectivas para la balanza comercial que tendría un superávit de US$ 43.350 millones, US$ 7.000 millones más de lo estimado hace cuatro semanas. La caída de las importaciones producto de la recesión y la recuperación de China, principal destino de las exportaciones brasileñas, explican este pronóstico.

 

Como consecuencia de la menor recaudación por la caída de la actividad económica y las medidas de asistencia a distintos sectores, los analistas proyectan para las cuentas púbicas un déficit de 7,8% del PIB en el caso del resultado primario y de 12% en el nominal.

 

Los analistas prevén cierta recuperación de Brasil en la segunda parte del año y eso sería una buena noticia para Argentina porque se trata de su principal socio comercial.

Dejá un comentario