Proyectos del oficialismo: más impuestos, tope de ganancias y recorte de algunas dietas

6 de abril, 2020

Ayer trascendió que el diputado Máximo Kirchner planea presentar este lunes tres proyectos de ley para cobrarle impuestos extraordinarios a las grandes fortunas del país. El objetivo es financiar al Estado para hacerle frente a la crisis por el coronavirus.

 

Los proyectos son gravar de manera “excepcional” a los bienes y capitales declarados en el último blanqueo en 2017, ocurrido durante la gestión de Mauricio Macri; limitar las ganancias de los supermercados, como porcentaje sobre su facturación; y recortar las dietas de los legisladores que tienen bienes declarados por más de $20 millones.

 

Para el Presidente, según declaró al portal El Cohete a la Luna, el proyecto de Kirchner “tiene una lógica mayor, que los que han ganado o se beneficiaron con un blanqueo después de haber defraudado al Estado” sean los que contribuyan a la emergencia.

 

“Es mucho más razonable pedirles un esfuerzo a ellos que a Carla Vizzotti, que gana $150.000 y está todo el día en la calle viendo cómo combatir el coronavirus. La ley tiene una lógica mucho mayor que el proyecto de los que dicen ‘demos algo de nuestro sueldo’”, señaló el mandatario.

 

Por su parte, el diputado del Frente de Todos y secretario general de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), Hugo Yasky, respaldó la propuesta de Máximo y adelantó sobre una propuesta para crear un Fondo de Emergencia a partir de los bienes de los empresarios más adinerados.

 

“Nosotros hemos planteado, a través de una reunión que se hizo de toda la mesa nacional, la necesidad de generar un Fondo de Emergencia que permita enfrentar este momento. Ese fondo tiene que surgir principalmente del aporte de aquellos sectores que tienen mayor capacidad en términos contributivos”, explicó hoy en diálogo con radio El Destape.

 

Y agregó: “Hicimos un recuento de los 50 más grandes fortunas de la Argentina tomando un dato que planteó la revista Forbes en 2018. En ese momento, quien encabezaba la lista es el que despidió a 1.450 trabajadores, el señor Paolo Roca. Esas fortunas, según Forbes, están valuadas en US$ 70.040 millones”.

 

El proyecto del gremialista es gravar, por única vez, el 1,5% de esas fortunas, “obteniendo poco más de US$ 1.050 millones de ganancias”. Y aclaró que “hablamos de un porcentaje que no fuera sobre lo que pudiera ser considerado activos físicos, sino de fortuna personal”.

 

“Lo recaudado equivaldría al dinero que hace falta, a precio de mercado actual, para adquirir 90.000 respiradores, 50.000 equipos para test de coronavirus o solventar 1.000.000 de internaciones de terapia intensiva. Y eso que estamos hablando de un aporte por única vez”, subrayó.

 

Asimismo, Yasky cuestionó al sector empresarial y les reprochó que “después de acumular ganancias extraordinarias ahora resulta que no pueden aguantar 15 días los sueldos de sus trabajadores”.

 

En cuanto al proyecto de Kirchner, considera que “va en la misma línea de concepción” que la creación del Fondo de Emergencia y que “hay que ir a buscar los recursos donde realmente están”.

 

“Máximo ha sido muy inteligente en colocar estos proyectos. Creo que van al meollo de la cuestión y, es más, nosotros dijimos que los sindicatos podemos también tomar una parte de la recaudación y volcarlos en esto. El mundo de los que más tienen, en una crisis así, tienen que ser los que estén en condiciones de aportar para que el Estado pueda desarrollar los instrumentos necesarios”, concluyó.

 

 

Dejá un comentario