Oficialismo con agenda en temas económicos

20 de abril, 2020

alberto fernández

“Estamos trabajando hora a hora para combatir esta pandemia, en lo sanitario y en lo económico. El Gobierno todos los días viene tomando medidas para proteger a todo el sistema productivo argentino y poder sacar adelante el país”, dijo ayer el titular de la Cámara Baja, Sergio Massa en declaraciones periodísticas.

 

El Frente de Todos de la Cámara de Diputados buscará avanzar en los próximos días con la redacción de un conjunto de proyectos impositivos, para las construcciones pequeñas y de nuevas inversiones, exención de ganancias al personal de salud, y un tributo extraordinario a las grandes fortunas para reforzar las arcas públicas, cuya recaudación tuvo una fuerte reducción por la pandemia del coronavirus.

 

La intención del titular de la Cámara baja y del jefe del bloque del oficialismo, Máximo Kirchner, es tener listo esta semana el paquete de iniciativas que tendrá dos objetivos: por un lado otorgar beneficios a las pymes, empleados de la salud y a las nuevas inversiones, y por otro mejorar la alicaída recaudación, debido a la falta de actividad económica por el aislamiento obligatorio.

 

De todos modos, el eje de la discusión está centrado en el proyecto para crear un impuesto extraordinario a las grandes fortunas, superiores a los US$ 3 millones, lo que permitiría al Estado recaudar unos US$ 3.000 millones, según las estimaciones del oficialismo.

 

Mientras que el ala kirchnerista impulsa el gravamen a las grandes fortunas (se estima que alcanzará a 12 mil personas), el líder del Frente Renovador, Massa, buscó hacer contrapeso con un paquete de medidas que incentiven la producción y beneficien a los trabajadores.

 

Es por eso que el paquete de iniciativas contempla además la reducción o eliminación de impuesto a las ganancias al personal de servicios esenciales como salud; un sistema de premio a la inversión productiva proveniente del blanqueo, beneficios impositivos a la construcción de viviendas y un régimen extraordinario de gravamen a capitales especulativos.

 

El viernes pasado, el presidente Alberto Fernández tuvo una reunión informativa con los jefes de los bloques de la oposición en Diputados, para hablar del desarrollo de la crisis sanitaria. Allí, las principales preocupaciones expresadas por los referentes de la oposición el funcionamiento del Congreso y la cantidad de testeos que se vienen realizando.

 

En línea con uno de los reclamos de la oposición, en el oficialismo vienen trabajando en la posibilidad de sesionar de manera virtual (esperan resolución de la Corte). Voceros de la Casa Rosada aseguraron ante El Economista que se están negociando los votos, fundamentalmente con el interbloque de Consenso Federal, liderado por Eduardo Bucca, y José Luis Ramón, de Unidad Federal para el Desarrollo.

 

Los proyectos impulsados desde el FdT van a tener un acuerdo con el Gobierno y se trata de normas de índole tributaria, por lo que solo pueden sancionarlas el Congreso.

 

En ese sentido, Massa dijo que “ningún impuesto se va a definir sin acordar con el Gobierno nacional” y señaló que existe “una mesa de discusión de diferentes propuestas.