Ahora es el mundo el que espera su “segundo semestre”

23 de marzo, 2020

Ahora es el mundo el que espera su “segundo semestre”
Ahora es el mundo el que espera su “segundo semestre”

 

El primer semestre del 2020 será horrible y no hay dudas sobre eso. Las diferencias solo radican en cuán horrible será. Para evitar entrar en tierras misteriosas y peligrosas, será clave que se encuentre, y pronto, la dosis justa entre las medidas sanitarias, por un lado y las estimulantes, por el otro. O que aparezca la bendita vacuna.

 

Según el último reporte del Instituto Internacional de Finanzas (IIF), uno de los think tanks que mejor está analizando el coroncrash, la economía global derrapará 1,5% en 2020. Lo más grave es que, hace quince días, esperaba una expansión de 1,6%. Y hay riesgos a la baja. “Todavía nos estamos poniendo al día con la intensificación de la pandemia del Covid-19, que se ve exacerbada por la guerra de precios de la Opep y el estrés crediticio”, dijeron hoyen un reporte. Hoy, también, el FMI dijo que la caída puede ser más pronunciada que en 2009, pero que avizoran una recuperación en 2021.

 

Los números del primer trimestre son calamitosos y los del 2020 no son peores porque, como Alfonso Prat-Gay en 2016, esperan un “segundo semestre” mejor. En inglés, una “V-shaped recovery”. Piña histórica y recuperación a tasas más que chinas, en lenguaje tuitero.

 

El IIF señala a Argentina como uno de los más golpeados. En gran medida, porque ya venía magullado. Según el reporte, el PIB caería hasta 3,1%. Aunque ya hay proyecciones peores, como las de Fernando Marull & Asociados, que estima (si, además, hay default), una caída de la economía de 6%.

 

Entre los países relevados por el IIF, Argentina va a ser el que más se contrae. El ranking sigue así: México y Estados Unidos, -2,8%; Japón, -2,6%; Sudáfrica, -2,5%; Brasil, -1,8% y Rusia, -1,3%.

 

El “buen” dato es que Asia estará en verde, aunque lejos de las tasas de otros años. China crecerá 2,8% (casi una recesión, según sus estándares); India avanzará 2,9% e Indonesia, 2,7%. Esto, además, es algo que ya empezó a ocurrir, y no es una hipótesis econométrica. Varios reportes indican que Asia, la locomotora mundial del Siglo XXI, empezó a levantar las persianas en los últimos días. Todavía falta para ese estadio en Europa, pero podría no estar lejos. El último eslabón de la cadena sería América. Esperemos que el impacto sea bajo y la pesadilla termina antes del segundo semestre.