Inspectores de la AFIP detectaron precios abusivos en 8 de cada 10 fiscalizaciones

30 de marzo, 2020

Inspectores de la AFIP detectaron precios abusivos en 8 de cada 10 fiscalizaciones

A pesar de que el Gobierno decretó que los precios de los artículos esenciales debían retrotraerse a lo que valían el 6 de marzo, los inspectores de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) detectaron que 8 de cada 10 comercios tenían “precios abusivos”. 

 

El listado de “Precios Máximos de Referencia” fue elaborado por la Secretaría de Comercio Interior del Ministerio de Desarrollo Productivo y se encuentra disponible en la web de la cartera. Durante los controles se establecieron siete rubros a relevar: almacén, limpieza, perfumería, artículos para bebés, bebidas, lácteos y artículos de higiene y cuidado.  

 

“Los controles de precios y las fiscalizaciones son fundamentales para ponerle un límite a los abusos y garantizar el acceso a los alimentos y productos como alcohol en gel, barbijos y desinfectantes. Vamos a ser implacables con quienes pongan precios abusivos o escondan mercadería. La única forma de atravesar esta crisis es con un Estado activo y presente para cuidar el bolsillo y la salud de todos los argentinos”, advirtió la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont. 

 

Durante los primeros diez días de operativos de control se realizaron 1.860 fiscalizaciones alrededor del país, 550 de ellas en el área metropolitana. Se inspeccionaron 795 farmacias, 1.050 autoservicios y supermercados, 13 fábricas de alcohol y 2 empresas de barbijos. En el relevamiento participaron 2.686 agentes.

 

Inspectores de la AFIP detectaron precios abusivos en 8 de cada 10 fiscalizaciones

 

Según el informe de situación, todas las cadenas de supermercados y mayoristas fiscalizadas registraron irregularidades en algunos de sus locales. En aquellos casos en donde el problema era un precio superior al reglamentado, los locales corrigieron en el momento los valores. 

 

“Los inspectores de la AFIP controlan que los precios en supermercados, farmacias, comercios de cercanía y mayoristas no superen los máximos de referencia, que son los declarados por los propios comercios al 6 de marzo”, explicaron en el comunicado. Además, el control apunta a la faltante de productos relevados y evitar que los comercios oculten stock. 

 

En los casos en los que se detectan irregularidades, se les solicita al comerciante que corrija los precios en el momento. En caso de negarse, se procede a la clausura preventiva del establecimiento. “El objetivo no es cerrar comercios, pero los inspectores tienen instrucciones de ser implacables con las prácticas abusivas”, agregan desde la administración. 

 

En todo el país se realizaron un total de nueve clausuras. En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires se cerró una farmacia en Paternal por precios altos en el alcohol en gel y un hipermercado mayorista en Parque Avellaneda que se negó a corregir los precios de sus productos. 

 

Por su parte, Catamarca tuvo la mayor cantidad de infractores, con tres clausuras, a un supermercado y dos autoservicios que incumplieron los precios máximos. En Salta se cerraron dos farmacias por “precios abusivos” en el alcohol etílico y alcohol en gel, en Chaco una farmacia que vendía barbijos y alcohol en gel a sobreprecio y en Neuquén un autoservicio por incumplir los precios máximos, aunque “el mismo comercio procedió al cierre de sus circo sucursales hasta retrotraer los precios”. 

 

“Queremos que nadie se pase de vivo y se aproveche de la necesidad y la angustia de la gente. Estamos pidiendo que hagan el negocio que hacían usualmente. No les pedimos que no hagan negocio y no ganan plata”, había advertido el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, cuando dio a conocer la lista de precios máximos.