La confianza global en la industria tecnológica está disminuyendo

27 de febrero, 2020

La reacción violenta contra las Big Tech dominó durante mucho tiempo la agenda entre los expertos y los reguladores de políticas, pero una nueva encuesta sugiere que también está comenzando a aparecer en la opinión popular.

 

Los nuevos datos de Edelman publicados el martes revelan que la confianza en las empresas tecnológicas está disminuyendo y que las personas confían menos en las tecnologías de punta como la inteligencia artificial que en la industria en general.

 

El estudio de la consultora Edelman revela que las personas están a favor de una mayor regulación de las industrias y tecnologías de las que desconfían.

 

El Barómetro de Confianza 2020 de Edelman descubrió que si bien la tecnología aún disfruta de altos niveles de confianza a nivel mundial, su índice de aprobación cayó cuatro puntos entre 2019 y 2020.

 

La confianza en la tecnología disminuyó en 19 de los 26 mercados, incluidos Estados Unidos, Reino Unido, Alemania y Francia. Subió cinco puntos en Corea del Sur y experimentó ganancias más modestas en Japón, España, Malasia e India, mientras se mantuvo estable en Kenia y Tailandia.

 

En 2012, el sector tecnológico fue calificado como confiable por el 77% de los encuestados, en comparación con el 47% para las empresas en general, una brecha de 30 puntos. Este año, esa brecha es de solo 18 puntos porcentuales, ya que la confianza en el negocio general aumentó y la de la industria tecnológica disminuyó.

 

El 40% de los encuestados en EE.UU. y el 44% a nivel mundial creen que la IA necesita más regulación.

 

“La tendencia de erosionar la confianza en el sector tecnológico continúa”, dijo Sanjay Nair, presidente de tecnología global de Edelman.

 

“La disminución de la confianza puede ser pequeña, pero refleja preocupaciones constantes de que las compañías de tecnología no están preparando adecuadamente a la sociedad para el impacto de sus productos”, sostuvo Nair.

 

Del mismo modo, hay más confianza en la industria de alimentos y bebidas en general que en las carnes cultivadas en células y la edición de genes.

 

Dos estudios recientes de Pew Research también muestran el impacto de la disminución de la confianza.

 

Según uno publicado el lunes, pocos estadounidenses confían en las grandes compañías tecnológicas para mantener seguras las elecciones.

 

Casi las tres cuartas partes de los encuestados por Pew en enero dijeron que tenían poca o ninguna confianza en las compañías de tecnología como Facebook, Twitter y Google para evitar que sus plataformas sean mal utilizadas en las elecciones presidenciales de este año.

 

Pew también descubrió que una mayoría de expertos en tecnología creen que los avances tecnológicos en la próxima década erosionarán la confianza y dañarán la democracia , en comparación con aquellos que creen que los avances tendrán un efecto neutral o positivo en la democracia.

 

Dejá un comentario