Por el crimen del cajero en el Banco Nación, la Bancaria anunció un paro durante el lunes y acusa al macrismo

31 de enero, 2020

Decenas de clientes, entre ellos jubilados y mujeres con niños, permanecían este mediodía dentro del Banco Nación de Isidro Casanova donde tres ladrones ingresaron a robar y asesinaron a un cajero, mientras efectivos policiales realizan peritajes e intentan determinar si los asaltantes habían cometido una salidera en una financiera minutos antes de ingresar a robar a la entidad bancaria, dijeron los investigadores judiciales y policiales.

 

El cajero del Banco Nación asesinado fue identificado como Herman Chávez, de 31 años, según confirmó el Gremio de La Bancaria en un comunicado de prensa, en el cual anunció que el lunes próximo se realizará un paro de 10 a 12.

 

 

Al menos tres delincuentes armados con fusiles y ametralladoras asaltaron esta mañana la sucursal de Isidro Casanova del Banco Nación y en la fuga asesinaron a uno de los cajeros de la entidad y se tirotearon con un policía que realizaba la custodia del lugar, informaron fuentes judiciales y policiales.

 

El hecho ocurrió en la sucursal del Banco Nación ubicado en la calle Roma 3271, de esa localidad del partido de La Matanza, minutos después del horario de apertura de la entidad y cuando decenas de personas se hallaban aguardando ser atendidas.

 

Según las fuentes judiciales y policiales, en ese momento ingresaron al menos tres delincuentes, alguno de ellos con el rostro cubierto con una media de mujer, que portaban armas largas y pistolas y amenazaron a los empleados del mostrador de atención al público.

 

Luego, de acuerdo a la versión que aportaron los testigos, los delincuentes se dirigieron a las cajas y exigieron el dinero.

 

En ese momento, aparentemente uno de los cajeros pretendió alejarse y allí uno de los delincuentes lo ejecutó de un balazo, señalaron las fuentes judiciales.

 

Ante esta situación los delincuentes abortaron el robo y salieron corriendo, pero en la fuga se tirotearon con al menos un efectivo de la Policía Federal que se hallaba de custodia en la entidad bancaria.

 

Si bien no está confirmado oficialmente, se cree que uno de los delincuentes resultó herido, a pesar de lo cual los tres asaltantes lograron subirse a un auto Renault Fluence con el que huyeron.

 

Las fuentes aseguraron a Télam que ese Fluence, que tenía pedido de secuestro por haber sido robado ayer, fue hallado abandonado pocos minutos más tarde a cuatro cuadras del banco asaltado.

 

Según algunos testigos, la fuga de los delincuentes continuó a bordo de un Volskwagen Surán.

 

La dueña de un kiosco ubicado frente al banco, llamada Susana, contó esta mañana a la prensa que vio que uno de los delincuentes tenía el rostro cubierto con una media y que portaba “una ametralladora” y aseguró que “fue todo una locura, un desastre, se escuchaban tiros y gritos”.

 

“Yo los conozco a todos los empleados, son todos jovencitos. Esto es una tragedia”, dijo la mujer.

 

El hecho es investigado por la fiscalía federal 3 de Morón, ya que por ser un Banco Nación, interviene la justicia federal.

 

Dejá un comentario