Kicillof y su nuevo intento para aprobar la Ley Impositiva

6 de enero, 2020

Por Pablo Varela 

 

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se propone aprobar finalmente esta semana la Ley Impositiva, luego de que su tratamiento quedase trabado semanas atrás.

 

El propio Kicillof comenzó a allanar el camino la semana pasada, cuando se reunió con los jefes comunales de Juntos por el Cambio en La Plata. Si bien la negociación de la norma no fue parte de la conversación, el gobernador aprovechó para dar su mirada respecto de la misma, y realizar un duro diagnóstico ante los intendentes que hasta hace escasas semanas, formaban parte del oficialismo.

 

Hoy, habrá reuniones en el ámbito legislativo para comenzar a destrabar la negociación, y encontrar puntos de acuerdo.

 

En primer término, se reunirá el titular de la Cámara Baja bonaerense, Federico Otermín con el titular del bloque de JxC en Diputados, Maxi Abad.

 

El proyecto ingresó por Diputados, y sería la primera de las dos cámaras en tratarlo.

 

Por la tarde, el jefe de Gabinete bonaerense encabezará las reuniones secundados por Otermín, y la titular del Senado bonaerense Verónica Magario, En representación de la oposición estarán los titular de los bloques, Abad y Roberto Costa (su presencia no está todavía confirmada), y un representante por cada una de las fuerzas que integran la coalición: Andrés De Leo (CC ARI), Néstor Grindetti (PRO), y Daniel Salvador o Emiliano Reparaz por la UCR.

 

El oficialismo insiste en la necesidad de contar con la aprobación de la ley para poder poner en marcha las emergencias.

 

En JxC continúan machacando sobre la necesidad de revisar al menos nueve puntos dentro de los cuáles los más importantes son el aumento del 75% en el impuesto inmobiliario rural que alcanza a “2.600.000 partidas”, el impuesto a los ingresos brutos sobre cargas portuarias, producción de medicamentos y ventas de cereales mayoristas.

 

“Vamos a ser una oposición responsable, pero al aumento del 75% del inmobiliario rural nos parece un escollo para la discusión”, sostuvo Abad ante El Economista.

 

En tanto en las filas del oficialismo insisten en la necesidad de contar con la aprobación de la ley para poder poner en marcha las emergencias aprobadas durante los primeros días de la gestión de Kicillof.

 

El viernes pasado ingresó el pedido de sesión extraordinaria, la cual está prevista para el miércoles 8. La convocatoria incluye a diputados y senadores, por lo que la idea del oficialismo es que una vez obtenida la media sanción, tratarla en la Cámara Alta inmediatamente.

 

En principio, la Legislatura bonaerense entraría en receso hasta marzo cuando se retome el período de sesiones ordinarias.

 

El gobierno de la provincia tendrá hasta el próximo 15 de abril para ingresar el proyecto de Presupuesto, el que fue postergado en diciembre del año pasado. Seguramente, y al mismo tiempo, la Legislatura deberá tratar una ley de endeudamiento.

 

Kicillof dejó trascender ante los intendentes que buscará financiamiento, por lo que en la oposición, querrán asegurarse que esos fondos lleguen a las comunas para la realizaciónde obras.

 

El gobernador colocó a la ministra de Gobierno, Teresa García, en la tarea de mantener la relación con los 135 municipios, y será ella la encargada de llevar adelante el diálogo con los jefes comunales. Así lo dejó saber en la reunión del jueves pasado.

 

El gobierno de la provincia, que en medio de la discusión legislativa ha mostrado buen diálogo con los gremios estatales, (el propio gobernador y la ministra de Trabajo Mara Ruiz Malec se han reunido con ellos), ha puesto en suspenso la paritaria de los estatales hasta no tener el proyecto impositivo aprobado, y no tener claro los recursos con los que cuentan las arcas provinciales.

Dejá un comentario